Publicidad

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), mejoró su estimación de crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) catalán en el cuarto trimestre de 2017 al 0,71%, desde el 0,5% pronosticado por el organismo a finales de noviembre.

El presidente de la AIReF, José Luis Escrivá, avanzó el 28 de noviembre durante su comparecencia en la Comisión de Presupuestos del Congreso que el PIB de Cataluña se situaría probablemente en torno al 0,5% entre los meses de octubre y diciembre, casi la mitad del 0,9% previsto, como consecuencia de la incertidumbre tras el proceso independentista.

Escrivá realizó esta previsión tras repasar las cifras de comercio minorista, que reflejaban una bajada de ventas en octubre en Cataluña del 3,9%, la más fuerte del país. No obstante, consideró necesario esperar a ver si “ese efecto de inhibición del gasto” se mantenía o no en los meses siguientes. Y en noviembre, pese a crecer por debajo de la media nacional (+2,9%), el comercio minorista en Cataluña registró un incremento del 1,7%, lo que explicaría en parte la mejora en las estimaciones de la AIReF.

Aún así, la economía catalana crecerá menos de lo previsto en el cuatro trimestre del año. Si el organismo independiente encargado de dictaminar la estabilidad de las cuentas públicas preveía inicialmente que el PIB de Cataluña llegara casi al 0,9%, con los datos de los que dispone en la actualidad estaría casi dos décimas por debajo (0,71%).

Escribá explicó entonces ante el Congreso que la crisis catalana ha generado incertidumbre tanto en la región como en el conjunto del país y la va a continuar generando también en 2018. En Cataluña, además, “podría producirse un problema de pérdida de confianza”, que tal vez provoque que la caída de la actividad en esta Comunidad “sea más intensa”, advirtió ante los medios.

Según las previsiones de la Autoridad Fiscal, el PIB español creció un 0,82% en el cuarto trimestre del año.

Con los indicadores actualizados del organismo a 3 de enero, el PIB de Cataluña remontaría al 7,8% en el primer trimestre del año, creciendo a un ritmo similar al del conjunto de España (+7,6%), según sus previsiones de crecimiento en tiempo real, si bien los datos de los que dispone todavía son escasos y no permiten extraer conclusiones definitivas.

La AIReF inció a finales de noviembre la publicación de un nuevo indicador denominado ‘MIPRED_CAT’, que registra la evolución en tiempo real del PIB catalán en este caso.

Elaboración

La metodología utilizada se basa en la implementada para el indicador Mipred que se elabora desde abril de 2015 para la previsión del PIB del conjunto de la economía española, si bien la AIReF señala que la situación de incertidumbre que está viviendo en los últimos meses la economía doméstica “dificulta la realización y evaluación de previsiones macroeconómicas”.
La AIReF explicó que uno de los principales retos metodológicos consiste en anticipar la magnitud y la duración del contexto de inestabilidad en Cataluña, por lo que considera necesario realizar un seguimiento más continuado de la evolución de los indicadores coyunturales de la economía.

La publicación del nuevo indicador se enmarca en el “esfuerzo de transparencia” de los análisis realizados por la AIReF, con el objetivo de facilitar la labor de otros agentes económicos e instituciones, así como de aportar elementos de juicio a la opinión pública. Así, permite observar en tiempo real la influencia de los distintos indicadores sobre la evolución del PIB y, además, permite contrastar las previsiones con los datos observados en la realidad, lo que genera una predicción del crecimiento del PIB real basada en la combinación de información coyuntural de diez indicadores con diferentes frecuencias temporales (mensuales y trimestrales) que se integran dentro de un modelo factorial dinámico. La publicación de dichos indicadores permitirá actualizar la previsión sobre el PIB catalán varias veces al mes.

Compartir