El abogado de la familia de Gabriel Cruz, Francisco Torres, a la salida de los juzgados de Almería.
El abogado de la familia de Gabriel Cruz, Francisco Torres, a la salida de los juzgados de Almería. / EFE
Publicidad

El Juzgado de Instrucción número 5 de Almería decretó ayer el levantamiento total del secreto del sumario de la causa seguida por la muerte del menor Gabriel Cruz, de forma que, desde ayer miércoles, todas las partes tendrán acceso a las diligencias restringidas desde el inicio del procedimiento.

Así lo indicó el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) en un comunicado, en el que se detalló que el auto por el que se levanta el secreto sumarial se habría notificado a las partes a través de medios telemáticos, si bien estas deberán acudir a la sede judicial para acceder al contenido de las actuaciones.

Cabe recordar que las partes ya avanzaban el levantamiento del secreto sumarial, al menos de manera parcial, el pasado lunes después de que el magistrado Rafael Soriano los citara para tomar de nuevo declaración a la autora confesa del crimen Ana Julia Quezada, quien se negó a contestar a las preguntas del juez por recomendación de su defensa hasta que se conocieran los autos.

Informes periciales

Entre las diligencias practicadas, se encuentran los informes periciales en relación a la autopsia, las escuchas policiales, los informes toxicológicos y otras pruebas encaminadas a esclarecer el crimen por el que la única acusada se encuentra investigada por asesinato, detención ilegal y un delito contra la integridad moral.

El representante de los padres de Gabriel, el letrado Francisco Torres, aseguraba el lunes que “no tiene el menor sentido” que el sumario siguiera bajo secreto al “igual que no tiene sentido citarnos a declaraciones de testigos hoy para escuchar a gente que ha declarado con antelación sin conocer qué han declarado, lo que imposibilita poder pensar en que puede haber o no contradicciones”.

Para Torres era “previsible” que la sospechosa, quien permanecerá de momento en la prisión de Almería pese a haber interesado su traslado a otras cárceles, “no declarara” en este nuevo llamamiento y urgió el acceso a las actuaciones, lo que ya solicitó anteriormente.
“El secreto de las actuaciones se ha de producir cuando se está investigando un asunto, no a la espera de que vengan resultados de determinadas analíticas, que es compatible con el secreto de las actuaciones”, valoró el abogado, quien reconoció que hay pruebas pendientes de recibir, aunque desconoce sobre qué aspectos versan las mismas.