El historiador español, Josep Fontana. / EFE
El historiador español, Josep Fontana. / EFE
Publicidad

El historiador Josep Fontana falleció a los 86 años de edad, informaron en la jornada de ayer a los medios de comunicación fuentes de la Universitat Pompeu Fabra (UPF) de Barcelona, de la que es catedrático emérito.

Historiador de proyección nacional e internacional, Fontana (Barcelona, 1931) se licenció en Historia en la Universitat de Barcelona (UB) el 1956 y se doctoró en 1970, y es autor de muchos ensayos, uno de los cuales es ‘La quiebra de la monarquía absoluta 1814-1820’ (Ariel, 1971), con el que replanteó el tránsito del Antiguo Régimen a la sociedad capitalista.

En 1966, fue separado de la universidad junto con otros profesores por protestar por la represión sobre los docentes que defendían la libertad desde la universidad, y en la década de los setenta se reincorporó a la actividad docente.

En 1974 ganó por oposición la cátedra de Historia Económica y Mundial de la recién creada Universitat de Valencia (UV); dos años más tarde se trasladó a la Autònoma de Barcelona (UAB) en una cátedra de la misma denominación, y el curso 1990-1991 formó parte del claustro de profesores de la UPF.

Su investigación abarca muchas publicaciones de los ámbitos de historia económica, historia española del siglo XIX e historia de la hacienda, además de inspirar y dirigir numerosas tesis doctorales.

Discípulo de Pierre Vilar, Ferran Soldevila y Jaume Vicens i Vives, se convirtió en un referente marxista de las escuelas renovadoras y progresistas de la historiografía contemporánea, y centró su actividad en la transición del Antiguo Régimen hacia el capitalismo y en la historia económica española, especialmente en el periodo de las revoluciones de 1820 y 1868.
De ese periodo publicó ‘La economía española al final del Antiguo Régimen’ (Alianza, 1982) y ‘Guerra y hacienda: la hacienda del gobierno central en los años de la Guerra de la Independencia 1808-1814’ (Instituto Juan Gil-Albert, 1968).

Muy crítico con la transición española, se afilió en el año 1957 al PSUC, del que solía recordar que defendía el derecho a la autodeterminación además del ideario comunista, y en abril del año 2017 mandó una carta a la militancia de CatComú en el momento fundacional de la nueva formación.

En la misiva, recordó su paso por el PSUC y celebró que naciera en Catalunya un partido de izquierdas en un momento “quizás todavía más difícil que hace 60 años porque, bajo la apariencia de unas libertades democráticas falseadas, se esconde el propósito de mantener, contra toda razón, un sistema social injusto que genera dependencia y pobreza para la mayoría”, señaló el historiador.

Distinciones

En 2006 recibió de manos del entonces presidente de la Generalitat Pasqual Maragall la Creu de Sant Jordi por su trayectoria y aportación académica, y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, recordó el lunes en su cuenta de la red social Twitter que en septiembre se le iba a entregar la Medalla de Oro de la ciudad.

“La comunidad UPF quiere expresar su más profunda tristeza por la muerte de Josep Fontana”, lamentó la universidad en un apunte en la red social Twitter.

FuenteEuropa Press
Compartir