El turismo crecerá al 1,6% durante el año 2019 con un buen verano

A pesar del incremento, Exceltur advierte de que la desaceleración en el sector continuará

22
En Canarias y Baleares se esperan grandes caídas en el turismo exterior. / e.p.
Publicidad

La Alianza para la Excelencia Turística (Exceltur) aseguró ayer que este verano seguirá consolidándose la tendencia de ralentización del turismo extranjero en España, con niveles de afluencia similares a los del verano de 2018 y aumentos moderados de los ingresos, pero con caídas en los destinos de ‘sol y playa’ frente al incrementos de destinos más urbanos y de interior.

Esta progresiva desaceleración de la actividad turística España llevó a Exceltur a mantener sus expectativas de crecimiento para el sector en el 1,6% para el conjunto del año 2019, por debajo del 2% registrado el pasado año. Un año más, la tasa es inferior al 2,4% previsto para el conjunto de la economía.

Así lo manifestó el vicepresidente ejecutivo de Exceltur, José Luis Zoreda, en el informe de valoración empresarial del segundo trimestre de 2019, en el que se asegura que se están consolidando “dos escenarios divergentes entre dos Españas turísticas” donde la actividad de las ciudades y los destinos de interior tienen una evolución al alza, con un repunte de la demanda externa que es la de mayor gasto en destinos.

Por contra en los destinos tradicionales vacacionales de ‘sol y playa’ en España, más dependientes de una demanda extranjera touroperizada, especialmente en Canarias y Baleares, las caídas son más importantes. Los descensos del mercado alemán y nórdico en las islas se encuentra en el entorno del 8% por la recuperación de destinos competidores, la mejor meteorología y la menor conectividad aérea.

Exceltur asegura que Barcelona, Madrid y Valencia, junto con destinos del interior, el litoral catalán, Asturias y Galicia presentan las mejores perspectivas para el verano, mientras Canarias y Baleares registrarán caídas generalizadas en sus resultados por el menor volumen previsto de la demanda extranjera.

Según Zoreda este declive competitivo resulta dispar por mercados de origen y según sea el grado de renovación de la oferta alojativa y la transformación realizada en los destinos en los que se integra. Así la brecha en resultados y de creación de empleo llega a ser del 30% entre las empresas y destinos que han invertido en transformaciones y los que aún no, según Exceltur.

“Las lecturas grandilocuentes de muchos responsables turísticos, basados únicamente en el número de llegadas turísticas, han retraído el proceso de regeneración necesaria en muchos destinos españoles en momentos en que los competidores estaban en momentos bajos y que debimos aprovechar”, lamentó Zoreda.

Los empresarios turísticos son moderadamente optimistas: el 40,7% cree que aumentaran sus ventas respecto al verano pasado y el 45,3% anticipan una mejora de sus resultados por las positivas perspectivas para aquellos destinos vacacionales más dependientes de la demanda española y las ciudades, mientras que se espera que se mantengan las caídas en zonas de ‘sol y playa’.

Empleo

La actividad turística en nuestro país se siguió desacelerando en el segundo trimestre hasta el 1,7% por debajo del crecimiento registrado en el primer trimestre (del 2,3%). En el segundo trimestre destacan los crecimientos en los destinos de interior y ciudades frente a la caída de resultados en costa en destinos con mayor dependencia extranjera, con Canarias (-4,7%) y Baleares (-2,3%) a la cabeza.

A pesar de ello el empleo turístico ha crecido en un 3,7% en el número de afiliados a la Seguridad Social hasta junio, lo que supone unos 76.195 empleos más.

La fuerte recuperación de los destinos competidores el Mediterráneo Oriental (crecimiento del 11,3% en Turquía y del 45,7% en Egipto) incide directamente en los volúmenes de afluencia y pernoctaciones de los destinos de ‘sol y playa’ españoles.

“Esto se compensa con un intenso crecimiento de la demanda extranjera hacia las ciudades, impulsado por la mayor conectividad con mercados de larga distancia de mayor gasto en destino y de mercados de proximidad derivada de su creciente atractivo”, explicó Zoreda destacando los crecimientos del 30,8% del mercado japonés, del 17,5% del chino, del 11,2% del estadounidense y del 35,7% del mexicano.

Para Exceltur resulta preocupante la caída en el volumen del turismo extranjero en España
(-2,9%) medido en número de pernoctaciones “que es el indicador más fiable y más asociado a la generación de gasto en destino”.