El rey Felipe VI interviene en la cena de inauguración del Mobile World Congress en Barcelona.
El rey Felipe VI interviene en la cena de inauguración del Mobile World Congress en Barcelona. / efe
Publicidad

El Rey presidió ayer la cena oficial del Mobile World Congress 2019, y durante su intervención ante autoridades y empresarios recordó los 40 años de la Constitución que se cumplieron el 6 de diciembre y destacó que la Carta Magna ha hecho de España una “democracia plena”. A la cena asistieron el presidente del Govern, Quim Torra; los ministros Pedro Duque, Meritxell Batet y Nadia Calviño; la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau; la alcaldesa de L‘Hospitalet de Llobregat, Núria Marín; la delegada del Gobierno en Catalunya, Teresa Cunillera; el consejero delegado de GSMA, John Hoffman, y el presidente de Fira de Barcelona, Pau Relat, entre otros.

Tras 40 años de Carta Magna, subrayó que España se ha convertido en una de las 20 democracias plenas internacionalmente reconocidas en el mundo, y afirmó que esa democracia ha implicado “los mayores niveles de prosperidad y de bienestar para el país en toda su historia”.

Instituciones sólidas

“Hoy España disfruta de unas instituciones sólidas; fortaleza política y económica; atrae 80 millones de visitantes y un largo de número de inversores que ven buenas oportunidades en muchos sectores de nuestra economía”, dijo el jefe de Estado, que agradeció la presencia de los asistentes en esta edición.

El monarca recordó que es la séptima edición de la apertura del congreso a la que asiste: “Primero, desde 2012 como Príncipe de Asturias, y a partir de mi proclamación como Rey, ya como jefe de Estado. Sean muy bienvenidos a Barcelona”.

Felipe VI realizó la práctica totalidad de su discurso en inglés, aunque también utilizó el castellano y el catalán: “Otra de las lenguas de España de la que cual estamos muy orgullosos”.

El Rey destacó la “idoneidad” de Barcelona para acoger el MWC y aseguró que, desde 2006 cuenta con el apoyo del Gobierno, de la Generalitat y del Ayuntamiento de Barcelona. El Rey se refirió a los cambios tecnológicos que vive la sociedad y sostuvo que han generado importantes beneficios, pero también han provocado “situaciones exclusión”. “Incluir a toda la población en la nueva sociedad digital es una responsabilidad que nos incumbe a todos”.