Irene Montero (i) conversa con la diputada socialista Adriana Lastra ante la mirada de Pedro Sánchez.
Irene Montero (i) conversa con la diputada socialista Adriana Lastra ante la mirada de Pedro Sánchez. / EFE
Publicidad

La ‘número dos’ del PSOE, Adriana Lastra, dio ayer por hecho que los partidos independentistas de ERC y del PDeCAT votarán hoy a favor de tumbar el proyecto de Presupuestos Generales del Estado, un extremo que, de confirmarse, llevará a que la legislatura se acorte.

“Creo que van a votar a favor de las enmiendas a la totalidad”, porque dos de las seis presentadas —se votan todas conjuntamente— las han presentado ellos, razonó Lastra en declaraciones a los medios de comunicación desde el Escritorio del Congreso.

La portavoz socialista, sin embargo, rehusó posicionarse sobre la fecha más conveniente para una convocatoria anticipada de elecciones generales. Se trata, dijo, de una decisión que le compete en exclusiva —tanto la decisión como el anuncio— al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. Lastra asume que Sánchez tomará esa decisión pensando siempre en el “interés general” del país, por lo que ella apoyará la fecha que estime más conveniente.

Adelanto electoral

Lastra lamentó que los independentistas pusieran como condición para apoyar los Presupuestos que el Gobierno accediera a negociar “el falso derecho de autodeterminación” y que interfiriera en el juicio a los dirigentes del ‘procés’, que arrancó ayer.

Por su parte, la portavoz de Podemos en el Congreso, Irene Montero, lamentó que el Gobierno se haya “rendido” ante la posibilidad de sacar adelante los Presupuestos y admitió que, su se cumplen los pronósticos, no quedará más remedio que adelantar las elecciones generales.

Así se expresó en la rueda de prensa que ha ofrecido en la Cámara Baja para valorar la intervención de la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, en el debate de totalidad de las cuentas.

Según la ‘número dos’ de Podemos, su grupo confederal va a trabajar hasta el último minuto para conseguir que ERC y PDeCAT rectifiquen, retiren sus enmiendas a la totalidad, y permitan que las cuentas públicas sigan su tramitación en el Congreso.

“Pese a que el Gobierno parece que se ha rendido, nosotros no vamos a perder la esperanza, pero siendo realista y sabiendo que todos los escenarios están abiertos”, aseguró, antes de reconocer que si finalmente los Presupuestos son rechazados hoy, al Gobierno no le quedará otra salida que convocar elecciones.

No obstante, Montero no quiso opinar sobre cuándo cree que es el mejor momento para que se celebren, sobre todo cuando todavía quedan “24 horas para seguir negociando” e intentar que no decaigan los Presupuestos.

“No estamos en eso. Estamos centrados no en cuándo es el mejor momento sino en los Presupuestos y en mantener una esperanza, a pesar de que el Gobierno se ha rendido antes de tiempo”, enfatizó. “Aún así, estamos preparados”, remarcó.

Montero también aprovechó para lanzar un aviso a los catalanes. A su juicio, “impedir que se aprueben los Presupuestos es una grave irresponsabilidad”, no sólo porque supone impedir que todos los ciudadanos se beneficien de las cuentas públicas “más sociales de la historia”, sino porque “romper la mayoría de la moción dificulta la salida democrática al conflicto catalán”.

En esta misma línea, el diputado de En Comú Podem Joan Mena advirtió de que si ERC y el PDeCAT tumban las cuentas estarán “cerrando la puerta a las alianzas que podrían permitir borrar la herencia dejada por Mariano Rajoy y salir de esta situación”. En este sentido, señaló que ayer fue “el día más negro para Cataluña y para la democracia”, y dio por hecho que, si no hay presupuestos, “habrá que ir a elecciones”.