El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, con la alcaldesa madrileña, Manuela Carmena, y el presidente Ángel Garrido.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, con la alcaldesa madrileña, Manuela Carmena, y el presidente Ángel Garrido. / efe
Publicidad

El Gobierno organizó en la tarde de ayer su propio acto para rendir homenaje a las víctimas de los atentados del 11 de marzo de 2004 en Madrid en el 15 aniversario de la tragedia. A diferencia del resto de actos que tuvieron lugar en la jornada de ayer, organizados por el Ayuntamiento de Madrid, la Comunidad o asociaciones de víctimas, el de ayer en la plaza de Daoiz y Velarde fue el único organizado por el Ejecutivo de España.

El Gobierno no celebró todos los años su acto propio de homenaje a las víctimas del 11M. Lo hizo el anterior Ejecutivo de Mariano Rajoy por el X aniversario y lo hace el gabinete de Pedro Sánchez en esta ocasión con motivo del 15 aniversario El lugar elegido para el homenaje fue la plaza Daoiz y Velarde, donde se ubica el polideportivo municipal que, incluso antes de ser inaugurado, se convirtió en el primer hospital de campaña que atendió a las víctimas del tren de Cercanías que estalló antes de entrar en la estación de Atocha, a la altura de la calle Téllez.

Himno de España

Presidido por el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, y con la asistencia de los presidentes del Congreso y Senado, Ana Pastor y Pío García Escudero, la vicepresidenta, Carmen Calvo, el ministro del Interior, Fernando Grande Marlaska, el presidente de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, y otras altas autoridades del Estado, el acto comenzó con el himno de España interpretado por la banda de música de la Policía Municipal.

Ante representantes de todas las asociaciones de víctimas, se proyectó un vídeo de cuatro minutos mostrando el trabajo de los servicios de emergencia en aquella jornada, las expresiones de solidaridad de la ciudadanía donando sangre para los heridos o las distintas manifestaciones de rechazo del terrorismo que se sucedieron por todo el territorio y que sacaron a las calles a 11 millones de personas.

Una voz en off subrayaba en el vídeo la necesidad de recordar a todas y cada una de las 193 víctimas de aquellos atentados. “No os olvidamos”, afirmaba. Dos alumnos del colegio Gredos San Diego que participan en un proyecto del Ministerio del Interior por el que víctimas del terrorismo dan charlas en los centros educativos contando su testimonio leyeron sendos poemas inspirados en la tragedia: ‘1 de marzo’ de José Mateos y ‘En el lugar del odio’ de Antonio Colinas.

Las autoridades principales hicieron una ofrenda floral antes de guardar un minuto de silencio para recordar a los fallecidos, cuyos nombres se proyectaron sobre una pantalla. Al acto también acudieron el presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes, y representantes de todos los partidos políticos con representación parlamentaria.