El presidente del PP, Pablo Casado (c), durante su visita a Santa Pola para homenajear a las víctimas de ETA.
El presidente del PP, Pablo Casado (c), durante su visita a Santa Pola para homenajear a las víctimas de ETA. / efe
Publicidad

El presidente del PP, Pablo Casado, señaló ayer que no va dar más explicaciones sobre su máster porque ya ha dado “suficientes”, pero lamentó que en un Estado de Derecho no hay que demostrar la inocencia, sino la culpabilidad “y en este caso no se está haciendo así”.

Casado, tras participar en un acto de homenaje en Santa Pola a las víctimas de un atentado de ETA en 2002, recalcó al respecto que ya ha señalado que “colaborará” en la investigación a su máster. Sin embargo, insistió en que no va a dar más explicaciones de esta cuestión porque ya da dado “suficientes”.

“Llevo cuatro meses dando explicaciones sobre este tema, di una rueda de prensa antes de irme a Colombia, y ahora ya no es una cuestión de dar explicaciones a los medios, sino de defender mi inocencia”, mantuvo.

Al respecto, destacó que en un Estado de Derecho “uno no tiene que defender la inocencia sino que alguien tiene que demostrar la culpabilidad y en este caso no se está haciendo así”. “Se está invirtiendo la carga de la prueba”, reprochó

Acercamiento de presos

Por otra parte, Casado reiteró que “no cabe ni acercamiento de presos” de ETA “ni beneficios penitenciarios a aquellos terroristas que no se han arrepentido” y que “no han colaborado en el esclarecimiento de los 300 crímenes que siguen impunes”.

Asimismo, solicitó al Gobierno que sea “coherente y leal” con lo que piden la sociedad española y los partidos mayoritarios y que “no ceda al chantaje de los que apoyaron la moción de censura” contra Mariano Rajoy.

El líder del PP manifestó la voluntad de esta formación de unirse con su ofrenda floral al “dolor” de Santa Pola y “al homenaje de dos familias que en 2002 perdieron seres queridos, a la pequeña Silvia y a Cecilio, y que cada cuatro de agosto en estos últimos dieciséis años les han recordado”.

“Sin rencor pero reivindicando su memoria, la dignidad y la justicia. No solo en nombre de Silvia y Cecilio sino en nombre de todas las víctimas del terrorismo”, expuso Pablo Casado tras desplazarse a Santa Pola después de regresar de su viaje a Colombia.

El presidente popular comentó que, “con el máximo respeto de diferenciar un acto de partido de la memoria de las víctimas, que son patrimonio de todos los españoles”, la voluntad del PP era “unir su voz al dolor” de las familias que han perdido a uno de sus miembros.

Por ello, destacó la decisión de “hacerlo en una fechas en las que nos preocupan mucho las políticas antiterroristas que está planteando el Gobierno socialista”.

En este punto, el dirigente del PP consideró que “no cabe ni acercamiento de presos ni beneficios penitenciarios a aquellos terroristas que no se han arrepentido, que no han colaborado en el esclarecimiento de los 300 crímenes que siguen impunes y que ni siquiera están ayudando a establecer un relato de la derrota del terrorismo en el que tiene que haber vencidos y vencedores”.

“Los vencidos son los terroristas que nada obtuvieron por matar y nada van a obtener por dejar de hacerlo y los vencedores tienen que ser las víctimas y toda la democracia española en lo que son sus pilares de dignidad y, sobre todo, de construcción de un sistema de libertades ejemplar”, manifestó.

Finalmente, Casado señaló que los miembros del PP no apoyarán la política antiterrorista del Gobierno, al tiempo que manifestó que van a oponerse “frontalmente al acercamiento de presos a las cárceles del País Vasco”.