El presidente del PP y candidato a la Moncloa, Pablo Casado.
El presidente del PP y candidato a la Moncloa, Pablo Casado. / EFE
Publicidad

El líder del PP, Pablo Casado, se comprometió ayer a que si se convierte en el próximo presidente del Gobierno tras las elecciones generales del 28 de abril ampliará en cinco, —de seis a once—, los supuestos para aplicar la prisión permanente revisable, incluyendo, entre otros, la ocultación del cadáver.

Así lo indicó Casado durante la clausura en Huelva de un acto sobre la prisión permanente revisable, donde indicó que los nuevos supuestos son “asesinato con ocultación del cadáver, asesinato tras secuestro, violadores reincidentes, asesinato por incendios con víctimas mortales o sustancias químicas o biológicas que produzcan estragos y asesinato después de ciertos supuestos de violencia de género”.

Explicó que estos supuestos se unen a los seis ya existentes, relativos a “asesinato a menores o discapacitados, asesinato tras cometer un delito sexual, asesinato en el seno de una organización criminal o terroristas, la reincidencia por un mismo condenado, los crímenes de lesa humanidad y el asesinato del Rey de España o de un jefe de Estado extranjero que se halle en España”.

Casado indicó que con estos nuevos supuestos, su partido da respuesta a la petición formulada en el Congreso por parte del padre de Diana Quer, quien ha presentado más de tres millones de firmas para que “se mantenga y se amplíe la prisión permanente revisable”.

Así, garantizó que el PP “no va a tolerar” que se derogue dicha ley y dijo esperar que otros partidos les apoyen. “Si hay un crimen como el de Marta del Castillo, donde se oculta el cadáver para eludir una pena mayor, no se entiende que haya partidos que no quieran que se aplique la prisión permanente revisable”, indicó.

Apoyos a favor

Tras destacar que de los 37 países del Consejo Europeo, “la mayoría ya aplican la prisión permanente revisable”, el presidente del PP apeló a Cs, “quien firmó un acuerdo con PSOE para derogar esta ley”, a que rectifique. También reclamó al resto de formaciones que no se posicionen en contra de esta iniciativa.

“Por la memoria de Mari Luz Cortés y de otras víctimas, esto es lo que necesitamos”, afirmó Casado, quien subrayó que su partido está a favor “de las víctimas y no de los verdugos”. “Evitemos otras reincidencias como las del asesino de Laura Luelmo o la del asesino de Diana Quer, quien fue detenido cuando iba a reincidir”, reclamó.

Durante su intervención, Casado se dirigió directamente a Juan José Cortés, padre de Mari Luz, quien se encontraba presente en el acto como cabeza de lista del PP al Congreso por la provincia de Huelva. Así, dijo que Cortés ha vivido “una semana difícil” después de que el asesino de su hija, Santiago del Valle, “un salvaje que ha pedido beneficios penitenciarios con la acumulación de penas”.