La vicepresidenta del Gobierno en funciones, Carmen Calvo, atiende a los medios en Sevilla. / EFE
Publicidad

La vicepresidenta del Gobierno en funciones, Carmen Calvo, apeló ayer a la “madurez política y de los políticos” para facilitar la investidura de Pedro Sánchez como presidente del Gobierno y también aseguró que para ello siguen “los pasos que marca la Constitución”.

En declaraciones a los periodistas en Sevilla, donde participó en los actos de inicio de la conmemoración del quinto centenario de la primera circunnavegación, Calvo recordó que, “si la primera investidura ha salido no exitosa, la Constitución marca las pautas de lo que hay que hacer ahora” y añadió que “como Gobierno y como partido no queremos ir a las urnas”.

Y es que, “los ciudadanos han hecho su parte, libre y responsablemente, diciendo lo que quieren votar, y somos la lista más votada, a mucha distancia de las demás”, recalcó.

Sin alternativas

Además, Carmen Calvo recordó que “no hay alternativa; si la hubiera estaríamos en otra tesitura”, por lo que ha pedido a lo partidos de la oposición que atiendan “el mensaje de las urnas, que es tener un gobierno progresista”.

En ese sentido, la vicepresidenta del Ejecutivo garantizó que el equipo de Pedro Sánchez está trabajando “con madurez, compromiso y responsabilidad con las personas y los problemas, y todo el mundo debería ayudar a que tengamos un gobierno muy pronto”.

Asimismo, se refirió a que el PSOE “está ampliando el programa que ya tenía, incorporando aportaciones de otras fuerzas políticas, como Unidas Podemos” y apostilló que están “en condiciones de tener un programa más amplio”.

De otra parte, y en cuanto a inmigración se refiere, Calvo defendió que España es el país de la Unión Europea que hace “el mayor esfuerzo” en cumplir las normas de acogida a refugiados, e instó, en casos como el del buque español Open Arms, a que los demás países de la UE sigan el ejemplo español.

La dirigente socialista se refirió a la situación de este barco, que espera cerca de la isla italiana de Lampedusa dónde desembarcar a los 121 inmigrantes que rescató hace una semana, y afirmó que “debe atracar en el puerto más cercano”.

Y es que “las leyes del mar dicen que el puerto más seguro es el más cercano”, alegó Calvo, quien abundó en que España es “país en Europa que hace el mayor esfuerzo en cumplir las normas, asegurar las fronteras y realizar rescates humanitarios”.

La vicepresidenta defendió el “trabajo ingente” que Salvamento Marítimo realiza cada día en el Estrecho, algo que “hacemos en el espacio que nos corresponde, y eso es lo que pido al resto de los Estados, los gobiernos y las personas físicas, para no poner en riesgo la vida de la nadie”.

Rreferentes de unión

“Es España el país que mejor lo hace, con nombres y apellidos de personas a las que salvamos la vida”, concluyó.

Finalmente, llamó a “la sociedad de ahora” a buscar “a los magallanes y los elcanos de nuestra época”, como referentes de la unión entre varias personas para conseguir objetivos, y ha dicho que España tiene “una deuda de administración y respeto” con los navegantes de hace 500 años.

Durante su intervención, Calvo dijo que “la única diferencia hoy día es que la mitad de los magallanes son mujeres”.

Así, destacó la necesidad “de recordar, quinientos años después, una gran gesta española, la de 239 hombres en cinco naves para intentar conocer el mundo” y añadió que “ese rito nos concierne no solo para recordarlos” porque “a partir de ese momento otro mundo nuevo nacía por el conocimiento de esos hombres”.

Una ofrenda de flores en homenaje a los militares caídos en acto de servicio abrió ayer en Sevilla los actos para conmemorar los quinientos años de la primera vuelta al mundo.

La gesta tuvo el prólogo del acto en el monumento a los marineros de la capital andaluza, con la presencia, entre otros, de la vicepresidenta del Gobierno o el presidente de la Junta, Juanma Moreno.

Durante los próximos tres años, habrá en Sevilla actos diversos para divulgar una de las mayores gestas de la historia desde el punto de vista naval, técnico y humano.