Los familiares de las víctimas de los atentados de Barcelona y Cambrils protagonizan una sobria y emocionada ofrenda floral ante el mosaico de Joan Miró en La Rambla.
Los familiares de las víctimas de los atentados de Barcelona y Cambrils protagonizan una sobria y emocionada ofrenda floral ante el mosaico de Joan Miró en La Rambla. / efe
Publicidad

La plaza Cataluña de Barcelona albergó ayer el acto de homenaje oficial a las víctimas de los atentados terroristas de 2017, a las que recordaron mediante la música y la lectura de un poema en varios idiomas.

El acto contó con la presencia de los Reyes, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el presidente de la Generalitat, Quim Torra y la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, que arroparon a los familiares y allegados de las víctimas, y al resto de ciudadanos que han acudido al homenaje.

El acto empezó con ‘El cant dels ocells’ con siete alumnos de escuelas municipales de música y la presentadora, la periodista Gemma Nierga,dio la bienvenida al “acto de ciudad para acompañar a los que sufrieron la agresión y, en particular, a los que perdieron personas que querían”, así como reconocer el trabajo de los cuerpos de emergencias y seguridad, trabajadores públicos y ciudadanos que ayudaron a los demás.

Respeto

A continuación, presentó la lectura de un fragmento de un poema de John Donne por jóvenes de diferentes religiones en ocho lenguas y dijo que fue escrito hace 400 años cuando Europa estaba siendo “destruida” por las guerras relacionadas con la religión.

Tras la lectura, 50 alumnos de escuelas municipales y del Conservatorio interpretaron ‘Imagine’, de John Lennon; ‘Over the Rainbow’, de Judy Garland; ‘Hallelujah’, de Leonard Cohen, y ‘Qualsevol nit pot sortir el sol’, de Jaume Sisa.

La conmemoración de Plaza Cataluña tuvo como lema ‘Barcelona, Ciutat de Pau’, y fue promovida por el Ayuntamiento con colaboración de la Generalitat y la Delegación del Gobierno en Cataluña, que no realizaron parlamentos institucionales para dar protagonismo a los familiares de las víctimas y los heridos.

Allí asistieron unos 150 familiares y víctimas provenientes de 12 países: España, Alemania, Argentina, Australia, Bélgica, Canadá, Estados Unidos, Francia, Grecia, Italia, Portugal y Rumanía.

Al finalizar, Nierga saludó de nuevo a las familias de las víctimas, a las que aseguró que no olvidarán: “Acabamos este acto, pero no dejaremos de acompañaros porque queremos la paz pero no queremos la indiferencia”.

También acudieron representantes de servicios policiales y de emergencia y de los Ayuntamientos de Cambrils (Tarragona), donde se produjo el segundo atentado; Ripoll (Girona), donde residían los terroristas; Alcanar (Tarragona), donde hicieron los preparativos, y Subirats (Barcelona), donde fue abatido el autor del ataque en La Rambla.

Ofrenda floral

Previamente, nos 50 familiares de víctimas hicieron una ofrenda floral en el mosaico de Miró en La Rambla, en un homenaje en que les siguieron Colau, Torra, el presidente el del Parlament, Roger Torrent, y la delegada del Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera.

Los familiares encabezaron la marcha, que partió del Ayuntamiento y llegó hasta la Rambla por la calle Ferran, y depositaron ramos de flores en grandes tiestos colocados encima del mosaico, de los mismos colores que los del dibujo de Miró.

Estos familiares, emocionados, hicieron la ofrenda en silencio, roto al inicio con un largo aplauso de los ciudadanos asistentes, y colocaron flores de distintos tipos en los tiestos.

Una ofrenda en la que estuvieron acompañados por los servicios de emergencia que hace un año asistieron a las víctimas.

FuenteEUROPA PRESS
Compartir