Trump declara la emergencia nacional para poder erigir el muro

La decisión del mandatario está motivada por la “invasión de criminales” que sufre el país

13
Trump explicó que sacará el dinero para construir el muro de fondos a discreción del Ejército todavía sin destinar.
Trump explicó que sacará el dinero para construir el muro de fondos a discreción del Ejército todavía sin destinar. / EFE
Publicidad

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, declaró ayer el estado de emergencia nacional para impedir “la invasión” que está llegando a su país desde la frontera con México y costear la finalización del muro de separación entre ambos países tras considerar insuficiente la partida de 1.375 millones de dólares aprobada finalmente por el Congreso de Estados Unidos.

“Voy a firmar una declaración de emergencia, como han hecho otros presidentes antes que yo por cosas menos importantes. Es algo muy importante”, declaró Trump. Su portavoz, Sarah Sanders, publicó en Twitter una imagen en la que se ve al mandatario rubricando el documento.

Trump argumentó que su decisión fue motivada por “esta invasión que está viviendo Estados Unidos, por criminales, por traficantes de drogas”, en una comparecencia ante los medios en la Casa Blanca, acompañado de las llamadas “Madres de los Ángeles”, madres de fallecidos a manos de inmigrantes ilegales.

“Es una invasión de drogas, una invasión de bandas criminales, una invasión de gente, y es inaceptable”, añadió, antes de reconocer que se expone a una batería de denuncias de propietarios y negocios en el caso de que el muro afecte a tierras privadas y contratos entre particulares y el Ejército de Estados Unidos si llega a colaborar en la finalización del muro.

“Voy a firmar en cuanto llegue al Despacho Oval, y nos van a denunciar, y va a llegar al Tribunal Supremo, y nos van a denunciar otra vez, y luego nos van a denunciar”, pronosticó Trump, “y lo van a intentar vender como una derrota. Lo de siempre”. “Yo espero que me van a demandar. No debería ocurrir, pero va a ocurrir. Y, con un poco de suerte, acabaré ganando, porque sin frontera no hay país que valga”, añadió Trump.

Trump explicó que sacará el dinero de “fondos a discreción del Ejército todavía no destinados”. “No me quiero meter en detalles”, añadió el mandatario, quien reconoció que “varios generales” le explicaron para qué iban destinados originalmente esos fondos. “No puedo decir para qué, pero no me parecía demasiado importante”, añadió.

Sobre el fracaso de su negociación con el Congreso, Trump defendió que los 1.500 millones de dólares fueron, al final, una victoria. El presidente llegó incluso a asegurar que esta declaración no era imprescindible, sino que vino dada por motivos de urgencia.