Varias personas observan el estado en el que quedó un edificio en la ciudad japonesa de Osaka.
Varias personas observan el estado en el que quedó un edificio en la ciudad japonesa de Osaka. / efe
Publicidad

El número de muertos a causa del paso del tifón ‘Jebi’ por Japón, uno de los más potentes en tocar tierra en el país asiático en las últimas tres décadas, ascendió a seis, según confirmaron las autoridades. La llegada de ‘Jebi’ forzó el cierre del Aeropuerto Internacional de Kansai, que se encuentra inundado, según recogió la cadena de televisión pública NHK.

El aeropuerto, uno de los principales nudos de transporte del país, tuvo que suspender sus operaciones de manera indefinida, y numerosos aviones quedaron sumergidos hasta la altura de los motores a causa de las inundaciones.

Asimismo, el paso de ‘Jebi’ afectó al suministro eléctrico y las redes de comunicaciones. Un total de 1,6 millones de viviendas se quedaron temporalmente sin electricidad en Osaka.

Abandono de viviendas

Las autoridades japonesas recomendaron a primera hora del día que unas 300.000 personas abandonaran sus viviendas ante la llegada del tifón, que cobró fuerza de supertifón la semana pasada y que ha provocado la cancelación de cientos de vuelos en todo el país.

Según los expertos, el oeste de Japón podría verse afectado por fuertes lluvias y vientos de hasta 216 kilómetros por hora en las próximas 24 horas.

El curso a seguir por el tifón se sitúa a lo largo de la zona afectada por las intensas inundaciones en julio, las cuales dejaron más de 200 muertos en el oeste de Japón.

La agencia meteorológica nipona estima que el tifón podría tocar tierra en Shikoku, una de las islas más pequeñas, antes de desplazarse hacia el oeste y llegar a Honshu y Osaka, que es la segunda ciudad más grande del país asiático.

No obstante, está previsto que el tifón acelere su paso por la zona una vez toque tierra.