El jefe de Estado de Venezuela, Nicolás Maduro, atiende a los medios en el Palacio de Miraflores.
El jefe de Estado de Venezuela, Nicolás Maduro, atiende a los medios en el Palacio de Miraflores. / Efe
Publicidad

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, aseguró ayer estar dispuesto a mantener un diálogo con el jefe de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, quien se autoproclamó como mandatario durante la jornada del miércoles. Así, reslató que “hoy, mañana y siempre” está “comprometido con el diálogo constitucional”, al tiempo que manifestó que está dispuesto a ir a una reunión “en el pico Humboldt —el segundo más alto del país— a las tres de la mañana”.

“Si tengo que ir en capucha, si tengo que ir desnudo. Si tengo que ir a pie, en carro, en moto”, enumeró, antes de recalcar que mantiene esta postura “porque cree en la democracia, la palabra y la verdad”. “Soy un demócrata. Ojalá se abra camino para un diálogo razonable y sincero”, apuntó Maduro, quien criticó el “paso en falso” de Guaidó. “Desde Washington se ha empujado a la derecha venezolana a una aventura”, denunció.

En este sentido, recalcó que el artículo 233 de la Constitución, citado por Guaidó para justificar su autoproclamación, “no tiene pertinencia”. “No resiste un mínimo análisis constitucional”, argumentó, antes de decir que el artículo cinco es clave en esta situación.

“¿Un presidente se juramenta andando por la calle en una plaza pública y se autoproclama?”, se preguntó. “En un acto público cualquiera puede asumir a partir de hoy el cargo que le plazca y citar cualquier artículo de la Constitución”, bromeó.

Por ello, reiteró que “los asuntos de los venezolanos tenemos que dirimirlos siempre sin intervención extranjera”. “Nuestros asuntos son nuestros. Dentro de la casa, todo. Entre venezolanos y venezolanas, todo, fuera de la casa, nada. Con los gringos, ni agua, nada”, recalcó.

El presidente de Venezuela prometió que derrotará “íntegra y absolutamente” el golpe de Estado orquestado en su contra desde Estados Unidos y advirtió a la oposición de que ha dado un “paso en falso” al haber optado por la autoproclamación del titular de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, como presidente del país.

Derrota

“El pueblo venezolano no lo permitirá, la Fuerza Armada Bolivariana (FANB) no lo permitirá, los vamos a derrotar, nos vamos a encargar de que prevalezca la paz”, aseguró en rueda de prensa desde el Palacio de Miraflores.

El golpe de Estado, cuyo “guión viene escrito desde Washington”, “lo vamos a derrotar íntegra y absolutamente aferrados a la Constitución”, insistió el mandatario, que ha considerado que se está viviendo “un momento estelar de la lucha por la soberanía, la independencia y la existencia de Venezuela como república”.

En opinión del presidente venezolano, que sostuvo que en Venezuela hay “un régimen democrático y un Estado de Derecho”, la oposición ha dado “un paso en falso, envalentonados por la presión internacional, que le hace daño a la propia oposición”.

Asimismo, denunció la “inmensa campaña de desinformación, de manipulación que hay, una vez más contra la revolución bolivariana” por parte de la prensa internacional, a la que ha acusado de estar acompañando este intento de golpe de Estado con un “golpe de Estado mediático” como el que ya vivió el país en 2002. Maduro trazó paralelismos con el golpe de Estado vivido entonces por Hugo Chávez y recordó que el primer gobierno en reconocer a Pedro Carmona como nuevo presidente de Venezuela fue Estados Unidos seguido de España.