El Papa pide a los cardenales valentía para la evangelización

El portavoz de la Santa Sede, Federico Lombardi, asegura que Francisco podría reducir los consejos en la institución, para conseguir «una mayor simplificación y restricción».

El Papa Francisco solicitó ayer a los cardenales electores y no electores reunidos en la Sala Clementina no ceder al pesimismo actual, porque «es peligroso, es una tentación», y encontrar todos los días la valentía de llevar el Evangelio «a los cuatro ángulos de la Tierra».

Además, el portavoz del Vaticano, Federico Lombardi, señaló que el Pontífice podría crear nuevos dicasterios o consejos en el Vaticano, pero apuntó que cree que su línea de trabajo podría acercarse más a «una mayor simplificación y restricción» para conseguir la «eficacia» de la Curia Romana.

También les recordó que la mitad de ellos están en la vejez y que deben transmitir la sabiduría de esa etapa de la vida a los jóvenes. Así, señaló que «la edad avanzada es el tiempo del conocimiento del camino a recorrer», que «como el buen vino, mejora con los años», y el «tiempo de la tranquilidad y de la oración».

Por otro lado, el nuevo heredero del trono de San Pedro aseveró que «la cercanía entre los purpurados ha hecho mucho bien a todos, y la amistad y la apertura mutua ha facilitado la escucha del Espíritu.

Igualmente, Bergoglio manifestó su deseo de poder, junto a los mitrados, «servir a la Iglesia con humildad y amor» y recordó las palabras de Benedicto XVI: «Es Cristo quien guía a la Iglesia por medio del Espíritu Santo. El es el alma de la Iglesia que hace un cuerpo solo. Cristo es el único salvador de todos los hombre y este anuncio es válido hoy como fue al inicio del cristianismo».

De hecho, el Santo Padre apuntó, con «afecto y gratitud», que su antecesor logró prender una llama en el corazón de todos y que seguirá ardiendo «gracias a la oración», y resaltó que «ha vivido el Ministerio con humildad y mansedumbre». «Ha sido sabio y humilde, con la mirada hacia Cristo, Cristo Resucitado», añadió.

Por su parte, Federico Lombardi precisó que «a la pregunta de si creará nuevo dicasterios, puede hacerlo, como Benedicto XVI, pero considero que su labor puede venir más bien en disminuir y no multiplicar los entes de los departamentos, para lograr una mayor simplicidad y mayor restricción en este sentido de cara a la eficacia de la Iglesia».

En cualquier caso, indicó que no tiene noticia oficial de si Francisco ya ha confirmado en sus cargos a los presidentes de los diferentes consejos, aunque apuntó que se está a la espera de un comunicado oficial.

Balance positivo

Sobre los dos primeros días del Papa en su Ministerio, los portavoces vaticanos destacaron que come y cena con los cardenales en Santa Marta, pero no en el sitio preferente reservado para él sino que «busca un puesto libre» entre el resto, una muestra más, según indicaron, de «sencillez y naturalidad».

Aún se desconoce cuál será su lema, pero podría ser la frase episcopal de cuando era purpurado: Miserando atque eligendo (Lo miró con misericordia y lo eligió).

FuenteOTR Roma
Compartir