Ascienden a 26 las víctimas mortales tras el naufragio del barco en el río chino Yangtsé

0

Los equipos de rescate que trabajan en el río Yangtsé, en la zona donde se produjo el hundimiento de un barco con más de 450 pasajeros a bordo, pudieron confirmar la muerte de 26 personas, mientras que la cifra de rescatados se mantendría en catorce. Los rescatistas siguen trabajando para tratar de encontrar con vida a algunos de los centenares de desaparecidos en este caso.

Hasta el momento, más de 400 personas siguen desaparecidas. Este naufragio podría convertirse en la mayor tragedia naval reciente en Asia, junto al hundimiento del ferry ‘Sewol’ en Corea del Sur en abril de 2014, en el que perdieron la vida 304 personas, en su mayoría alumnos de un instituto. Sería, además, el siniestro naval más grave registrado en China en los últimos 70 años.

Los equipos de emergencia estarían afrontando unas duras condiciones meteorológicas que complicarían sus labores de rescate en el interior del buque, que quedó volcado tras naufragar en la noche del pasado lunes por el paso de un tornado por esa zona.

Decenas de buzos siguieron ayer trabajando, algunos de pie sobre el casco del buque Eastern Star, cuyo pasaje estaba formado por personas con edades comprendidas de los tres a más de 80 años. Hasta ahora sus esfuerzos han dado pocos éxitos, llevando al hallazgo de sólo 14 supervivientes, entre ellas una anciana que quedó atrapada en una bolsa de aire en el interior del barco.

El área de búsqueda se amplió hasta 220 kilómetros río abajo, según informó la televisión estatal, lo que sugeriría que muchos cuerpos podrían haber sido arrastrados por la corriente, lejos de donde se hundió el barco.