Apertura Región
Alicia García y Antonio Sáez-Aguado firmaron ayer el nuevo protocolo de actuación. / E.P.
Publicidad

La Junta de Castilla y León reforzará la prevención y protección contra el maltrato infantil en los ámbitos profesionales de la medicina, la psicología, la enfermería, el trabajo social y la educación social con el principal objetivo de poder llegar a identificar todos los casos ya que, según reconoció el consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado, no se están identificando todos.

“Todavía necesitamos identificar casos que sabemos que no estamos identificando”, admitió Sáez Aguado quien garantizó el “empeño” de la Junta de Castilla y León es lograr la erradicación de todos los casos de maltrato infantil que es el “objetivo deseable”.

Según los datos aportados por la Junta, el pasado año se recibieron 1.478 notificaciones de posibles casos que derivaron en 821 investigaciones abiertas y, a su vez, en 377 expedientes de protección con 288 tutelas por desamparo.

El consejero reconoció también que no puede ser que los profesionales desconozcan cómo se identifican y cómo se tratan los posibles casos de maltrato infantil, un reto que se abordará a través de los protocolos suscritos este viernes entre las consejerías de Familia y de Sanidad con los colegios profesionales que representan a los ámbitos de la medicina, la psicología, la enfermería, el trabajo social y la educación social para mejorar la información y la formación de estos profesionales en contacto directo con los menos.

Según explicó la consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Alicia García, se trata de “un paso más” en el compromiso de reforzar y mejorar el sistema de protección a la infancia en Castilla y León frente a casos de maltrato infantil que tiene un “especial significado” ya que “cierra el círculo” en todo el protocolo de detección de casos dirigido a los profesionales.

En sentido, anunció que “en breve” se difundirá el protocolo de actuación ante posibles situaciones de maltrato infantil en el ámbito intrafamiliar para escuelas infantiles, centros de educación infantil, centros infantiles, guarderías y entidades de ocio y tiempo libre “recientemente finalizado”.

García significó la “fundamental implicación” de todos los ámbitos profesionales en la protección a “los más vulnerables”, una de las “grandes prioridades” de la Junta de Castilla y León que trabaja para ser “más eficaces y más eficientes” en la lucha contra esta “lacra” a través de nuevos protocolos de actuación o con la revisión de los ya existentes.

La consejera agradeció especialmente la implicación de los consejos profesionales de medicina, psicología, enfermería, trabajo social y educación social por su “compromiso” y se comprometió a reforzar la formación para poder llegar a más profesionales.

FuenteEuropa Press
Compartir