El Procurador del Común presenta su informe y recalca su compromiso

Javier Amoedo reconoce pasar por un momento “no muy agradable” tras su reciente polémica con Óscar Puente y asegura que continuará su labor con “la misma ilusión”

32
23 01
El Procurador del Común, Javier Amoedo (d) saluda al presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera. / europa press
Publicidad

El Procurador del Común, Javier Amoedo, reconoció pasar por “una época no muy agradable” tras la polémica suscitada las críticas del alcalde de Valladolid, el socialista Óscar Puente, en relación con su cargo en funciones y su edad.

Sobre este asunto, Amoedo reseñó que él es “una persona muy respetuosa” y que entiende que se pueda criticar una resolución de su institución pero no que “se pueda desprestigiar no solamente al procurador, sino también a sus asesores”.

Así lo señaló durante la celebración del pleno de las Cortes en Salamanca, una sesión monográfica para presentar el informe anual del Procurador del Común y donde se ha referido a la polémica, en el turno de contestación.

Sobre el hecho de estar “en funciones”, apuntó que es una “situación normal” después de llevar un año y un mes en esta condición, y ha puesto como ejemplo que su homólogo en Navarra lleva cuatro años, los mismos que el de Aragón.

En cuanto a su edad, señaló que tiene 81 años y no 83, como dijo un día antes la socialista Teresa López, y recordó que el defensor de Canarias tiene más años que él y “sigue trabajando”. “El Procurador del Común va a seguir trabajando exactamente igual, con la misma ilusión y con la misma dedicación que cuando comenzó”, apostilló sobre su futuro.

Sobre sus asesores, aseguró a los presentes que los asesores son elegidos por el procurador para añadir que “son gente de su confianza” y aclaró que a la hora de seleccionarlos no les preguntó “a qué partido pertenecían”.

Por ello, insistió en que las labores desempeñadas por ellos dentro de la institución “son totalmente objetivas, imparciales e independientes”. “No entiendo las palabras de un alcalde desprestigiando a la institución del Procurador del Común”, añadió sobre una resolución que se refería a su ayuntamiento y que era “enormemente clara”.

No obstante, durante sus palabras en el pleno celebrado en el Colegio Fonseca de Salamanca, puntualizó que tener una crítica así después de todos los años que lleva en el cargo “no tiene una gran importancia”.

Sobre esta misma polémica, también hablaron los portavoces de los distintos grupos políticos durante sus intervenciones. En concreto, el del PP, Raúl de la Hoz, remarcó que la Junta recibió recomendaciones del Procurador y que por ello nadie “insultó” a Amoedo.

“Solamente un irresponsable público, un necio, sería capaz de decir esa barbaridad”, apuntó.
De la Hoz incidió en que “la esencia de la figura del Procurador está en el respeto” y que “en nada afecta al correcto funcionamiento el hecho de que se encuentre en funciones y en que tenga más o menos años”. “Desgraciadamente hay quien cree que no es así”, apostilló.

Además, en referencia al PSCyL y a la intervención en el pleno de su secretario general, Luis Tudanca, De la Hoz lamentó “la falta de coraje” por no reprobar las palabras de Óscar Puente y también le acusó de “echar balones fuera y poner en marcha el ventilador”.

FuenteEuropa Press
Compartir