PP y Cs avanzan hacia el acuerdo con el “escollo” aún en regeneración

Diversas fuentes anticipan que Ciudadanos exige un reparto paritario de las consejerías

101
El candidato de Cs, Francisco Igea (d), y José María Espejo (i), secretario de Acción Institucional. / efe
Publicidad

Los equipos negociadores del PP y Ciudadanos prosiguieron ayer con las conversaciones para llegar a un acuerdo de gobernabilidad en Castilla y León que ven más cerca por los avances conseguidos, pero que aún tiene como principal “escollo” la regeneración democrática y las medidas que pide Cs.

Fuentes conocedoras de la negociación explicaron que las conversaciones van “bien” y se encaminan a un acuerdo, aunque apelaron nuevamente a la prudencia y reconocieron que, más allá de los avances en materia programática, a nivel estratégico está pesando lo que ocurre entre ambos partidos a nivel nacional y en otras comunidades autónomas.

Las mismas fuentes confirmaron que ambas partes registraron avances en materia programática, con medidas que mejoren la situación de la sanidad, pero existen aún cuestiones pendientes en otras materias que pueden complicar la pretensión del PP de que el acuerdo, al menos en su mayor parte, sea presentado antes de que el próximo sábado se constituyan los Ayuntamientos. “Ya veremos”, reconocieron desde Cs.

El hecho de que algunas de las medidas de regeneración democrática planteadas por Ciudadanos al PP influyan en la propia constitución de algunos ayuntamientos o los posibles pasos del Juzgado de Instrucción número 2 de Salamanca en su investigación de las primarias del PP de Castilla y León marcan también parte de estas conversaciones, según explicaron fuentes de la formación ‘naranja’.

En este sentido, algunos medios apuntaron en su versión digital que Ciudadanos exigió un “reparto paritario” de las Consejerías del Gobierno autonómico y que el acuerdo incluya un apartado explícito sobre la dimisión de los miembros del Ejecutivo que sean imputados.

De este modo, puede reproducirse la discusión que ya estuvo viva en la anterior legislatura, cuando Ciudadanos pedía la dimisión de los altos cargos investigados en alguno de los casos de corrupción que afectan a la Comunidad y el PP esgrimió que el límite para que esto ocurriera era la apertura del juicio oral.

Esta existencia de Cs tiene que ver con las diligencias previas abiertas en el Juzgado de Instrucción número 2 de Salamanca, que ordenó una investigación, tras la denuncia anónima presentada la pasada semana por supuestas irregularidades en las elecciones primarias del PP de Castilla y León en 2017, de las que salió como presidente el actual candidato popular, Alfonso Fernández Mañueco.