Las asistencias registraron en junio 112 notificaciones por golpes de calor

El mayor porcentaje de las intervenciones se produjo durante los dos últimos días del mes, en plena ola de calor, y la provincia en donde más avisos se registraron fue Burgos

0

El Sistema de Información sobre las Repercusiones en la Salud de las Temperaturas Elevadas (Siste) de Castilla y León registró 112 notificaciones de asistencia sanitaria debida al aumento excesivo de las temperaturas en 110 pacientes,en dos ocasiones se declaró la asistencia de un mismo paciente por dos fuentes, un tercio de ellas en los dos últimos días del mes.

La mayoría de las asistencias fueron notificadas por la Dirección General de Asistencia Sanitaria (DGAS), el 65 de ellas procedentes de Atención Primaria (58 por ciento), 32 de la Gerencia de Emergencias Sanitarias (28,6 por ciento) y 13 de Atención Especializada (11,6). Además, los centros sanitarios privados, a través de los Servicios Territoriales de Sanidad y Bienestar Social, han comunicado dos atenciones (1,8 por ciento), informaron a fuentes de la Consejería de Sanidad.

De los 112 casos notificados destaca que un tercio de ellos (40, el 35,7 por ciento) fue notificado en los dos últimos días del mes de junio, mientras que 33 casos (el 29,5 por ciento) se registraron del 22 al 28 de junio. En la primera semana se registraron 18 casos (16,1 por ciento), en la segunda doce (10,7 por ciento) y en la tercera nueve (8 por ciento).

La provincia que más asistencias notificó fue Burgos (20, un 17,9 por ciento), seguida de Valladolid (17, un 15,2 por ciento) y León (16, un 14,3 por ciento) y la que menos Soria (cuatro, un 3,6 por ciento). Se atendieron en total 110 personas, 69 hombres (62,7 por ciento) y 41 mujeres (37,3 por ciento) y la edad media de los pacientes atendidos ha sido de 45,3 años, con un rango de edad comprendido entre los dos y los 94 años.

El diagnóstico más frecuente fue “golpe de calor e insolación”, que se realizó en 74 pacientes (67,3 por ciento), seguido en frecuencia por los “efectos no especificados del calor” diagnosticados en el 28,2 por ciento de los casos (31 pacientes) por la Gerencia de Emergencias Sanitarias, debido a que la codificación de los diagnósticos en dicho centro atribuyen un único código diagnóstico cualquiera que sea el efecto sobre la salud de las temperaturas elevadas.

Se registró la existencia de patología previa en 39 casos (35,5 por ciento) y las más frecuentes la enfermedad cardiovascular (12,7 por ciento del total de pacientes) y la endocrino-metabólica (10 por ciento).

En la mitad de los casos (55 pacientes) se declaró específicamente la ausencia de patología previa y en 16 casos (14,5 por ciento) se desconocía si existía enfermedad concomitante en el paciente. En 63 casos (57,3 por ciento) se comunicó una causa favorecedora, destacando la exposición prolongada a temperaturas elevadas (39 casos; 35,5 por ciento del total de pacientes) como la más frecuente, seguida de la actividad laboral y la lúdico/deportiva con doce casos (10,9 por ciento) cada una.

En un 21,8 por ciento de los casos se notificó la ausencia de causa favorecedora (24 pacientes) y se desconocía esta circunstancia en más de un quinto de los mismos (23 casos). Ninguno de los 65 pacientes asistidos en Atención Primaria necesitó asistencia.