Las ayudas también incluirán la conservación y mejora de los colegios de Educación Infantil y Primaria.
Las ayudas también incluirán la conservación y mejora de los colegios de Educación Infantil y Primaria. / E.p.
Publicidad

La Junta de Castilla y León subvencionará con un importe total de 860.000 euros a las diputaciones de Ávila, Burgos, Palencia, Salamanca, Soria y Valladolid para la reparación, conservación y mejora en colegios rurales de Educación Infantil y Primaria (CEIP). Así lo aprobó el Consejo de Gobierno en su habitual reunión de los jueves, según explicó en la rueda de prensa posterior el portavoz de la Junta, José Antonio de Santiago-Juárez.

Las dotaciones, concedidas con el objetivo de incentivar la mejora en centros educativos rurales se repartirán a las diputaciones con 120.000 euros a la de Ávila, 150.000 a la de Burgos, 120.000 para Palencia, 200.000 euros a la de Salamanca, 120.000 a la Diputación de Soria y 150.000 euros a la Diputación de Valladolid.

Los edificios

Además, la Junta también autorizó el pasado 4 de abril la concesión de dos subvenciones más a las diputaciones de León y Zamora por un importe de 300.000 euros y 180.000 euros, respectivamente, por lo que el total invertido en la educación rural por parte del Gobierno autonómico ascendería a 1.340.000 euros. Estas aportaciones se enmarcan en obras relativas al mantenimiento de los edificios escolares del medio rural para los años 2019 y 2020.

Por otro lado, la Junta aprobó ayer la concesión de subvenciones a CCOO, UGT y CECALE, por 76.571 euros, para el desarrollo de actuaciones en materia de drogodependencias en el ámbito laboral durante 2019.

Los dos sindicatos y la patronal firmaron un convenio marco de colaboración para la prevención y el tratamiento de trabajadores con problemas de drogodependencias con la Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades para el desarrollo de estas políticas de prevención.

Con el apoyo de la Junta, las actuaciones de CCOO, UGT y CECALE se dirigieron a lo largo de estos años a la formación de equipos de delegados sindicales y responsables de prevención para promover intervenciones prevención y de estímulo de la demanda asistencial en los centros de trabajo.