Herrera insiste en pactar sobre la ordenación y la reforma del Estatuto

El portavoz del PSOE, Luis Tudanca, se muestra “preocupado” de que la Junta no sea “capaz” de utilizar la unidad de los grupos para defender los intereses de los ciudadanos

23
21 01
El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, en las Cortes autonómicas. / Europa press
Publicidad

El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, tendió la mano una vez más para cerrar acuerdos de Comunidad en torno a la ordenación del territorio y la reforma del Estatuto de Autonomía, tras lo que pidió al PSOE que cumpla su palabra en defensa de una prueba única en el ámbito estatal de la EBAU, algo que se plasmó en una Proposición No de Ley (PNL) con el apoyo socialista.

Herrera respondió de este modo a una pregunta planteada ante el Pleno por el portavoz del PSOE, Luis Tudanca, una intervención en la que aprovechó para referirse a las declaraciones de la diputada socialista por Palencia María Luz Martínez Seijo, quien se ha mostrado en contra de esta prueba única, un punto en el que ha afeado al PSCyL que “no se hayan desmentido” a ellos mismos ante su respaldo a la prueba única en la Comunidad.

Con esta pregunta arrancó el Pleno de ayer, una sesión que ha comenzado con las palabras de Tudanca en referencia a su apoyo al pueblo saharaui, ya que ayer mismo una delegación de Castilla y León volvió de un viaje en el que han visitado los campamentos del Sáhara, por lo que ha aprovechado para lanzar un mensaje de solidaridad que se ha visto refrendado con una ‘chapa’ que lució en su solapa en apoyo a los refugiados.

Ante esta intervención Herrera manifestó también su apoyo y recordó que la Junta articula sus ayudas al pueblo saharaui a través de la línea de apoyo a colectivos desfavorecidos de Cruz Roja y con su respaldo a las asociaciones de familias que acogen a niños durante todo el año.

Tras estas referencias, Tudanca se refirió a los acuerdos de Comunidad rubricados en esta legislatura y se mostró “preocupado” de que el Gobierno no sea “capaz” de utilizar la unidad de los grupos en torno a determinados asuntos para defender los intereses de los ciudadanos de Castilla y León.

“Hemos puesto mucho de nuestra parte para mejorar la vida de los ciudadanos”, advirtió Tudanca, quien reseñó que además de los grandes pactos se han incluido unas 1.700 iniciativas para avanzar en materia de financiación autonómica, ante el nuevo marco presupuestario de la UE, en el reparto de los fondos de cohesión o para que la Comunidad “no pierda un solo euro” ante la reforma de la PAC.

A pesar de esto insistió en que “sólo con la firma no vale”. “Hemos dado una buena lección pero no podemos esperar”, concluyó.

Por su parte, el presidente de la Junta relató los “intensos acuerdos” de carácter social para crear una red en el tercer sector o sobre las titulaciones de las universidades, a lo que sumó el acuerdo con Ciudadanos para cerrar los Presupuestos en una legislatura sin mayoría absoluta. Herrera añadió en este sentido el “ambicioso” acuerdo de reindustrialización o financiación autonómica.

No obstante, en el apartado de ‘debe’ el presidente abogó por avanzar tanto en una reforma del Estatuto como en la ordenación del territorio, un punto en el que a invitado al PSOE a reflexionar sobre si la Junta es capaz de avanzar o no tras haber aprobado tres leyes en este sentido, tras lo que ha concluido que el Gobierno siempre tiene la “mano tendida”.

Agricultura

El presidente recordó que el Gobierno regional prima la modernización de explotaciones agrarias y el fomento del cooperativismo, aunque ha advertido de que también ve viables las macrogranjas siempre desde el cumplimiento de la “rigurosa” normativa de la UE y con garantías de sostenibilidad y preservación del medio ambiente.

Herrera respondió a una pregunta planteada ante el Pleno de las Cortes por el procurador de IU, José Sarrión, quien se interesó una vez más por la proliferación de macrogranjas, unas explotaciones sobre las que no ha puesto en duda el cumplimiento riguroso de la normativa pero sí el beneficio social.

“No todo lo competitivo y lo moderno es bueno en sí, habla de cooperativismo, detrás de los proyectos hay grandes multinacionales que nos consideran piezas de recambio”, ha advertido Sarrión, quien ha señalado que estas explotaciones suponen un problema para el pequeño y mediano ganadero.

Frente a esta explicación Herrera ha insistido en que estas explotaciones son legales siempre que existan todos los requerimientos legales, a lo que sumó la libertad de las iniciativas privadas.

FuenteEuropa Press
Compartir