Herrera destaca que la sentencia de Gürtel no criminaliza al PP regional

El presidente de la Junta critica las valoraciones precipitadas “que hacen un daño enorme a la Justicia y no la respetan” y admite el bochorno de un partido “lleno de personas honestas”

72
El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, durante un acto reciente.
El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, durante un acto reciente. / EFE
Publicidad

El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, sostuvo ayer que la sentencia de la trama Gürtel no criminaliza ni reprocha nada al Partido Popular de la Comunidad que hasta hace poco más de un año él presidía.

Herrera, quien visitó en la localidad burgalesa de Miranda de Ebro las nuevas instalaciones del Grupo Aciturri y las de la empresa Montefibre, aseguró que ha dedicado más de tres horas a la lectura de la sentencia y que, pese a no poder habido desentrañar todos sus apartados, “para nada criminaliza, reprocha o se refiere” a la actividad autonómica de Castilla y León o al PP de la Comunidad.

Por ello, lamentó las valoraciones de aquellas personas que, sin ser juristas, “a la media hora de conocerse el fallo” hicieron valoraciones “que hacen un enorme daño a la Justicia y no la respetan”. “Hacen daño a la política”, añadió.

Juan Vicente Herrera remarcó que “las sentencias hay que respetarlas”, al igual que todas las decisiones judiciales, e insistió en que, para ello, lo primero que hay que hacer es leérselas en su conjunto.

En este sentido, Herrera reconoció que escuchó con “asombro y bastante alarma”, así como con cierto sonrojo, algunas de esas reacciones, máxime teniendo en cuenta que se trata de una sentencia de 1.700 folios.

Para el presidente de la Junta, la sentencia, junto con otros sucesos, ahonda en el “vértigo de descrédito” sobre la política y los políticos que, de manera fundamental, afecta al Partido Popular, un partido, según dijo “lleno de personas buenas y honestas que pretendemos contribuir a casar adelante y a los que nos abochorna de verdad”.