El Adelantado de Segovia
Segovia, miercoles 16-04-2014 h.

Estás en El Adelantado de Segovia :: Portada > Blogs > Paseando comentarios
usuario:  
contraseña:
registrar recordar contraseña

Paseando comentarios | por Juan Carlos  Manrique Arribas
foto En este blog pretendo acercar al público mis reflexiones y opiniones acerca de cuestiones ligadas a la actividad física,tanto desde el punto de vista de su organización como desde su puesta en práctica. En especial haré referencia al aspecto didáctico, puesto que una correcta enseñanza ayudará a conseguir mejores deportistas y mejores personas. Por supuesto, sin olvidarme de analizar la actualidad del deporte en Segovia, de sus clubes, deportistas e instutuciones que lo rigen. Y como de un paseo se trata, espero encontrarme a muchos paseantes que se paren un rato a hablar de estos temas conmigo.
¡¡Pincha Aquí!!
Blogs
  BLOGS
Con “A” de aprender
foto por Alberto  Martín García
16/04/2014
La Desmemoria histórica
Muñoveros-Dakar
foto por Carlos  Zapatera Martín
11/04/2014
Por la sabana senegalesa en bici.
Paseando comentarios
foto por Juan Carlos  Manrique Arribas
11/04/2014
Un deporte, un pueblo, una pasión
La ciudad sin murallas
foto por Jesús A  Marcos Carcedo
10/04/2014
Los apellidos de los europeos
      Ver más Blogs
  Encuesta
¿Le parece acertada la decisión de David Zamorano de dimitir como técnico del Segovia Futsal?
Sí.  No.  N.s./n.c.  
viernes, 11 de abril de 2014

Hay veces que la historia sigue un camino impredecible, aunque los indicios pronostican que va a suceder otra cosa. Los acontecimientos muchas veces no los podemos controlar y el devenir depende a veces de la casualidad, pero también por la firme convicción de sus protagonistas.

Como sabemos, en Segovia la práctica de los deportes colectivos se focalizan en el fútbol, fútbol sala y, actualmente, un poco en el rugby. El resto de modalidades han perdido fuerza e incluso se han dejado de jugar. Un caso de estos, por lo menos en lo que atañe a la capital, es el balonmano. Sin embargo, esta situación no se ha producido en la provincia. Nava de la Asunción sigue manteniendo la tradición de un deporte que ya vivió en décadas anteriores un gran éxito y vigor.

De la misma manera que la aldea de la Galia de los personajes del cómic Astérix y Obélix, que aguantaban el empuje invasor de los romanos, nuestros vecinos naveros aguantan el empuje de las tendencias futboleras más arraigadas. No sabemos si es que hacen uso de la pócima mágica que les dota de poderes sobrehumanos, pero el caso es que año tras año siguen ofreciendo a sus vecinos y a todos los segovianos la posibilidad de ver y practicar este deporte.

Un pueblo que vive los éxitos y las dificultades de sacar adelante sus numerosos equipos de todas las categorías y edades. Aguantan semana tras semana tener que desplazarse a participar en una liga que se organiza en otra provincia, Valladolid, porque Segovia es incapaz de proporcionarles una mínima competición.

En Nava, en cada casa, se respira el espíritu del balonmano. Seguro que en cada una de ellas hay una sudadera, una bufanda o una camiseta con el nombre del club, que es lo mismo que decir mi pueblo. Aquí el proceso de iniciación deportiva se hace al revés que en el resto de lugares, primero se empieza a practicar este deporte y si no te gusta o no tienes aptitudes te vas a otro. Incluso los comerciantes, industriales y particulares quieren sentirse partícipes de este fenómeno socio-deportivo. Nadie quiere verse excluido, todos aportan lo que pueden. Su frontón está lleno de patrocinadores, indicio de una buena gestión directiva.

No sé si al final se conseguirá jugar la fase de ascenso a primera división, el último partido de liga lo decidirá; pero seguro que pase lo que pase, el club y todo el pueblo seguirán con su promoción del balonmano. Porque lo quieren, lo respetan, lo miman y es parte de ellos. ¡Ánimo Nava! Sois un ejemplo a seguir.Hay veces que la historia sigue un camino impredecible, aunque los indicios pronostican que va a suceder otra cosa. Los acontecimientos muchas veces no los podemos controlar y el devenir depende a veces de la casualidad, pero también por la firme convicción de sus protagonistas.

Como sabemos, en Segovia la práctica de los deportes colectivos se focalizan en el fútbol, fútbol sala y, actualmente, un poco en el rugby. El resto de modalidades han perdido fuerza e incluso se han dejado de jugar. Un caso de estos, por lo menos en lo que atañe a la capital, es el balonmano. Sin embargo, esta situación no se ha producido en la provincia. Nava de la Asunción sigue manteniendo la tradición de un deporte que ya vivió en décadas anteriores un gran éxito y vigor.

De la misma manera que la aldea de la Galia de los personajes del cómic Astérix y Obélix, que aguantaban el empuje invasor de los romanos, nuestros vecinos naveros aguantan el empuje de las tendencias futboleras más arraigadas. No sabemos si es que hacen uso de la pócima mágica que les dota de poderes sobrehumanos, pero el caso es que año tras año siguen ofreciendo a sus vecinos y a todos los segovianos la posibilidad de ver y practicar este deporte.

Un pueblo que vive los éxitos y las dificultades de sacar adelante sus numerosos equipos de todas las categorías y edades. Aguantan semana tras semana tener que desplazarse a participar en una liga que se organiza en otra provincia, Valladolid, porque Segovia es incapaz de proporcionarles una mínima competición.

En Nava, en cada casa, se respira el espíritu del balonmano. Seguro que en cada una de ellas hay una sudadera, una bufanda o una camiseta con el nombre del club, que es lo mismo que decir mi pueblo. Aquí el proceso de iniciación deportiva se hace al revés que en el resto de lugares, primero se empieza a practicar este deporte y si no te gusta o no tienes aptitudes te vas a otro. Incluso los comerciantes, industriales y particulares quieren sentirse partícipes de este fenómeno socio-deportivo. Nadie quiere verse excluido, todos aportan lo que pueden. Su frontón está lleno de patrocinadores, indicio de una buena gestión directiva.

No sé si al final se conseguirá jugar la fase de ascenso a primera división, el último partido de liga lo decidirá; pero seguro que pase lo que pase, el club y todo el pueblo seguirán con su promoción del balonmano. Porque lo quieren, lo respetan, lo miman y es parte de ellos. ¡Ánimo Nava! Sois un ejemplo a seguir.

viernes, 28 de marzo de 2014

La iniciación deportiva es un tema muy controvertido a la hora de determinar el enfoque que se le quiere dar. Tradicionalmente, y siguiendo la estructura de los deportes federados, la participación en cualquiera de sus especialidades requiere de una competición, con sus consiguientes clasificaciones. Esto supone una selección de los más dotados para que, tanto a nivel colectivo o individual, puedan acceder a las posiciones de privilegio en las competiciones en las que participan y así destacar por encima de los demás.

A nivel escolar, los centros educativos han seguido la estela del modelo que los famosos Juegos Escolares transmitieron en la época franquista. Los colegios e institutos presentaban sus mejores equipos en las diferentes categorías para competir contra otros centros. El poder participar en estos equipos conllevaba que el escolar debía poseer unas buenas cualidades físicas, así como un cierto nivel técnico y táctico. Muchos alumnos participaron de este evento, aunque también fueron muchos los excluidos, por presentar un escaso nivel. Y por supuesto, siempre separados por sexos.

Muchos son los estudios que han rechazado este modelo de iniciación a la práctica deportiva, que exige unos entrenamientos muy exigentes en cuanto a la carga física y con mucha repetición en la adquisición de los gestos técnicos. Para los principiantes, esta manera de enfocar la actividad les puede desmotivar, convertirse en rutinaria y poco atractiva.

Sin embargo, ahora podemos decir que en la capital segoviana disfrutamos de un modelo de iniciación deportiva a nivel escolar que intenta superar estos déficits. Se trata de un modelo que busca mucho más la integración de los participantes, que adapta el deporte a las características de los practicantes con cambios en las normas, los espacios y los materiales. Chicos y chicas comparten las mismas actividades, sin competiciones clasificatorias y en donde se procura que los jóvenes comprendan mejor la lógica interna de cada una de las disciplinas deportivas. Por supuesto, siempre inculcándoles una serie de rutinas que les permita disfrutar de la propia práctica para que en su vida futura puedan seguir disfrutando de la actividad física de manera saludable.

El Ayuntamiento de Segovia, en colaboración con la Universidad de Valladolid, y a través de la Facultad de Educación de la capital, ha apostado por un modelo que podemos decir es de excelencia. Ya ha sido reconocido en números congresos científicos, lo que ha hecho que otros municipios españoles se interesen por su organización para copiarlo y adaptarlo a sus necesidades. Esperemos que los ciudadanos segovianos sigan reclamando esta forma de trabajar y el Ayuntamiento siga invirtiendo en esta actividad.

viernes, 14 de marzo de 2014

Una buena película de suspense posee una serie de ingredientes que hacen que el espectador se sienta intranquilo a lo largo de las escenas que se van sucediendo. Además, si a esta trama se le suma el desconocimiento por lo que va a suceder a continuación y se resuelve de una manera totalmente distinta a la que nos hacían intuir, estamos ante un thriller psicológico de estimable valor. Presentar una realidad que al final no resulta ser lo que parecía iba a ocurrir es un buen truco cinematográfico que a veces también sucede en la vida real.

La realidad a la que me estoy refiriendo se centra en la situación del baloncesto segoviano, antaño deporte de referencia entre sus ciudadanos, tanto en el apartado femenino como masculino. Actualmente no hay equipos de la categoría sénior ni tan siquiera compitiendo en las ligas autonómicas. Pocas provincias españolas poseer tal honor. Los jugadores y las jugadoras que participan en los equipos de formación no pueden dar el paso para completar su ciclo de preparación para participar en competiciones nacionales.

Algo se ha venido haciendo mal estos últimos años, desde luego. Pero como he comentado, a veces la realidad no es lo que parece ser. Hay un envés de la situación que, sin hacer ruido, nos va mostrando que existen otras maneras de actuar. Por ejemplo, las finales de copa provinciales, tanto la femenina como la masculina, congregaron a muchos aficionados que llenaron las gradas del pabellón, además de que se comprobó la calidad del juego desplegado por los equipos ganadores. La Asociación Segoviana de la Prensa Deportiva, en su Gala anual, hizo un guiño al baloncesto reconociendo a Carlos Sainz de Aja, Charly para los que le conocimos como entrenador del Imperio, y a Elisa Aguilar. A uno por su trabajo en la selección júnior de los Navarro, Gasol y compañía, y a la otra, por su participación en el equipo nacional, actual campeón de Europa. Además se contó, como jefe de ceremonias, con Miguel Ángel Paniagua, segoviano muy vinculado al baloncesto de la NBA. Y por último, el partido que se disputó entre una selección de jugadores segovianos contra exjugadores del club Estudiantes, la mayoría participantes en la liga ACB y alguno llegando a ser internacional. Por cierto, ganaron los chicos de nuestra tierra, gran mérito y gran espectáculo el que dieron.

Por tanto, a lo mejor el escenario del baloncesto segoviano es una cosa pero puede ser otra. Hay interés, ganas y calidad como para revertir la situación actual. Al final, como en las películas de suspense, se termina con un desenlace distinto al que se presagiaba, aunque sí esperado.

viernes, 28 de febrero de 2014

Creo que son muchas las personas que el pasado domingo vieron el falso documental que emitió La Sexta sobre el episodio histórico del 23-F. No, no voy a hablar sobre cuestiones éticas acerca de si es necesario crear una mentira para hablar y reflexionar sobre la verdad. Tampoco quiero analizar aquel momento de la Transición democrática española tan impactante para todos los que lo vivieron en primera persona. Pero sí que quiero utilizar el inicio de este documental de periodismo-ficción para expresar mi razonamiento en esta columna.

Los líderes de los partidos políticos se reúnen en una habitación del hotel Palace para decidir y ponerse de acuerdo en la estrategia a seguir para garantizar la democracia que estaba seriamente amenazada en febrero de 1981. Sí, se reunieron todos, se dieron la palabra, se escucharon y valoraron cuál era la decisión a tomar que más favorecía a la población, o sea al pueblo. Por supuesto, no entro a valorar la decisión, ficticia, que se tomó. Lo que me llamó la atención es que todos los partidos políticos advirtieron que había un grave problema y que si no se ponían de acuerdo entre ellos la estabilidad y el proyecto común que habían empezado se iba a ir al garete.

Pues bien, nos encontramos en 2014. En Segovia, como ya hemos dicho en columnas anteriores, el deporte segoviano se mueve en una línea casi horizontal en su encefalograma, con pequeños y honrosos repuntes de algunos de nuestros deportistas, que por cierto serán reconocidos con todos los honores en la próxima Gala organizada por la Asociación de la Prensa Deportiva Segoviana. Los proyectos de futuro se filtran con cuentagotas, el plan de infraestructuras se ha paralizado completamente, incluso hay dificultades para mantener las ya existentes. Las inversiones no son lo suficientemente potentes como para garantizar un deporte de calidad en la capital y provincia. Cada Institución pública mira solo para sí, no cuenta con las demás. Sólo hablan de lo suyo, sin intentar ponerse de acuerdo para sacar adelante la situación tan precaria que vivimos en materia deportiva.

El último detalle, la paralización de las obras del pabellón polideportivo del colegio El Peñascal. ¿Pero es que incluso teniendo pactadas las cantidades que las dos entidades tienen que aportar se ponen trabas para terminar la obra? Por favor, que consigan un poco más de entendimiento y que favorezcan el interés común, el de todos los ciudadanos, que es lo que realmente importa.

viernes, 14 de febrero de 2014

La profesión periodística ha adquirido desde siempre una gran trascendencia para la sociedad y todo lo que la rodea. Inicialmente, su objetivo principal es ser fieles testigos de los acontecimientos más o menos relevantes que les suceden a las personas. Estos hechos que cuentan pueden tener una mayor o menor trascendencia dependiendo del personaje, el evento o las consecuencias que se puedan derivar para el público en general.

Además de ser cumplidores en su quehacer como observadores objetivos de la realidad, también adquieren un reconocido prestigio como investigadores. Sus reportajes de indagación, cuando buscan el origen de la noticia, a veces conllevan descubrimientos de tal calado que hasta presidentes, miembros de los gobiernos nacionales o altos directivos tienen que dimitir de sus cargos.

El periodista deportivo también bebe las fuentes deontológicas de la profesión, y por tanto, debe dar buena cuenta de la actualidad en su campo de actuación. Bien es cierto que para que un acontecimiento se convierta en noticiable debe cumplir ciertos requisitos como que: haya relevancia, trascendencia, novedad, interés o supongan éxitos o fracasos en las competiciones que se realizan. Pero, ¿quién decide el alcance de la noticia para que deba ser tratada y expuesta públicamente?

En un contexto provincial, como es el caso de Segovia, el periodista deportivo tiene una gran transcendencia y relevancia. A falta de grandes eventos que cubrir, de equipos en la máxima categoría o de grandes figuras en la élite de las disciplinas que practican; su tarea se centra fundamentalmente en dar conocimiento de todas las actividades en las que los segovianos participan tanto como deportistas como de espectadores. Ante el casi encefalograma plano que manifiesta el deporte provincial, creo que, a veces, los periodistas deportivos tienen que hacer un gran esfuerzo por buscar informaciones que puedan ser suficientemente relevantes para que vean la luz.

Sin embargo, la Asociación de Periodistas Deportivos de Segovia continúa año tras año promocionando sus actividades y dando un mayor prestigio al bastante deteriorado deporte segoviano. Este año, a su Gala anual, en la que se premia las mejores trayectorias de la temporada, se le suman mesas redondas y la organización de un partido de baloncesto. Además de ser notarios de la actualidad, se dedican a emprender actos en los que congregan a todos los aficionados segovianos amantes al deporte. ¡Enhorabuena! y a seguir por este camino a pesar de las dificultades.

Todos los artículos >>  
     Contacto   |   Aviso Legal   |   RSS RSS
 |  © El Adelantado de Segovia 2014  |  Diseño: Globales Internet |  Asesoramiento 2.0: Iberzal.com |