El Adelantado de Segovia
Segovia, domingo 01-02-2015 h.

Estás en El Adelantado de Segovia :: Portada > Blogs > Paseando comentarios
usuario:  
contraseña:
registrar recordar contraseña

Paseando comentarios | por Juan Carlos  Manrique Arribas
foto En este blog pretendo acercar al público mis reflexiones y opiniones acerca de cuestiones ligadas a la actividad física,tanto desde el punto de vista de su organización como desde su puesta en práctica. En especial haré referencia al aspecto didáctico, puesto que una correcta enseñanza ayudará a conseguir mejores deportistas y mejores personas. Por supuesto, sin olvidarme de analizar la actualidad del deporte en Segovia, de sus clubes, deportistas e instutuciones que lo rigen. Y como de un paseo se trata, espero encontrarme a muchos paseantes que se paren un rato a hablar de estos temas conmigo.
¡¡Pincha Aquí!!
Blogs
  BLOGS
Con “A” de aprender
foto por Alberto  Martín García
27/01/2015
La Convención Nacional del PP
Paseando comentarios
foto por Juan Carlos  Manrique Arribas
23/01/2015
Educar al deportista y al aficionado
La ciudad sin murallas
foto por Jesús A  Marcos Carcedo
15/01/2015
París sostiene la libertad
Una breve vuelta al mundo
foto por Paloma  Gil
13/01/2015
El deporte rey
      Ver más Blogs
  Encuesta
¿Considera acertada la solución que el Ayuntamiento ha dado para retirar las cerchas del Teatro Cervantes?
si  no  
  SMS
      Ver más
viernes, 23 de enero de 2015

El deporte es un medio ideal para realizar actividades que favorecen las relaciones sociales e interpersonales. Convoca a un buen número de personas que o bien practican la misma actividad o bien disfrutan viendo cómo se realiza. Sin embargo, el hecho de compartir unos mismos intereses no implica que cada uno los viva y sienta de igual manera. El deporte es emoción, incertidumbre, estrategia que cada practicante lo manifiesta con un lenguaje corporal y verbal diferente.

               Los tristes acontecimientos violentos registrados en los aledaños del estadio Vicente Calderón son la culminación de unos malos comportamientos vividos en las gradas durante muchos partidos y muchas temporadas. Asistir a un evento deportivo no debe usarse para generar agresividad, ni verbal ni física. ¿Pero cómo es posible que unos, supuestamente, aficionados de dos equipos de fútbol acuerden un lugar y una hora para pegarse? Nos parece, de inicio, algo que no va a suceder nunca, pero la realidad nos hace advertir que la suma de muchos pequeños detalles va conformando una actitud en las personas cercana a la violencia.

               Administrar niveles adecuados de agresividad es necesario para conseguir los objetivos marcados. A veces, este tipo de actitudes no son reprochadas por los entrenadores, aficionados y familiares; asentándose en el inconsciente como conductas normales, como por ejemplo: dirigirse al oponente con tensión, insultar al aficionado del equipo contrario o al árbitro, hacer burla cuando falla un jugador contrario, criticarse dos jugadores del mismo equipo o responder con una agresión cuando se recibe una falta. Todos hemos visto algún gesto o actitud de este tipo, pero nos cuesta criticarlas, ponerlas en juicio. Lo consideramos muchas veces algo desagradable, pero “normales” y “habituales” dentro de la dinámica del juego.

               El CSD y la LFP han tomado ya cartas en el asunto y han acordado medidas para sancionar estos comportamientos agresivos de los espectadores y sus clubes. Son actuaciones ejemplares con aquellos que buscan en el fútbol satisfacer sus pulsiones. No es suficiente, sigue siendo la parte superficial del problema. La noticia no es captar con imágenes a los componentes de las peñas ultras, sino educar previamente al que va a ver un partido y al que lo juega. Todos unidos, instituciones, clubes, medios de comunicación, técnicos, familiares y aficionados, siempre desde un proceso formativo, deben seguir unas pautas que impidan desarrollar un ambiente excesivamente vehemente y exaltado en el deporte.

sábado, 10 de enero de 2015

La práctica de cualquier actividad deportiva implica una serie de retos personales y colectivos para quien decide implicarse en ella. A veces la propia disciplina conlleva dificultades derivadas de la falta de adaptación a las características morfológicas o de aptitud del practicante. No encuentra fácil su realización, por lo que, habitualmente, suelen dejar de realizar esa disciplina.

               Estamos hablando, por supuesto a priori, que todos aquellos que se inician en cualquier deporte presentan unas características denominadas “normales”. Me refiero por normales a aquellas personas que no tienen diagnosticada ninguna discapacidad física o psíquica. Si alguno o alguna deportista presentara algún problema de este tipo, a las dificultades propias de la disciplina deportiva habría que sumar sus carencias en el ámbito motor, sensorial o mental.

               En el ámbito educativo, los profesionales de la enseñanza están preparados para incorporar en sus clases a todo el alumnado, independiente de sus cualidades físicas, intelectuales o contexto socio-económico. Se entiende que debe incluir en sus prácticas a todos, adaptando las actividades para que cada uno de los estudiantes consiga sus objetivos según sus capacidades. ¿Pero qué pasa con los “otros” alumnos cuando les ofrecemos la posibilidad de participar en un ámbito más competitivo? Pues eso, no participan. La exigencia del resultado conlleva la exclusión de los que ofrecen un bajo nivel por motivos obvios.

               Estos deportistas con discapacidad también tienen derecho a desarrollar sus capacidades atléticas. De ahí que todo aquel que consigue éxito compitiendo entre aquellos que padecen su misma invalidez está consiguiendo sobreponerse no solo al reto deportivo sino también a su inicial deficiencia. La inclusión se hace necesaria en cualquier ámbito y la eliminación de barreras, ya no solo físicas, se hace necesaria. Ejemplos como la creación de la escuela de deporte adaptado por parte del IMD de Segovia o los éxitos de deportistas segovianos como el atleta Javi Soto (mejor deportista sordo del siglo XX por el COE) o el nadador Álvaro de Frutos, campeón de España en 6 disciplinas, nos indican que con una buena gestión y dirección se pueden conseguir también éxitos. El deporte es un buen instrumento para incluir a toda la población, empleemos recursos para ello y que no se convierta en una actividad marginal.

domingo, 28 de diciembre de 2014

36 años han pasado ya de la proclamación de la Constitución que actualmente rige los destinos del nuestro Estado. Un Estado definido por un espacio geográfico que comprende tanto tierras peninsulares como insulares y africanas. La división de este territorio se decidió que fuera a través de unos gobiernos autonómicos, dejando de lado la antigua organización en regiones españolas. En algunos casos se cedió a derechos históricos y fueros ancestrales para agrupar a las diferentes provincias que las integraban. En otros, se impusieron criterios poco convincentes que dejaron comunidades uniprovinciales sin que anteriormente lo hubieran sido y en otros se agruparon muchas provincias creando macrocomunidades.

               Pues bien, el caso que nos ocupa nos lleva a considerar que deportivamente esta distribución del territorio ha conllevado unas incomodidades para todos los clubes castellanoleoneses que hace más difícil poder sacar equipos en las categorías autonómicas. Tener un equipo, sea de la edad y del nivel deportivo que sea, supone grandes quebraderos de cabeza tanto para los directivos de los mismos como de los dirigentes de las diferentes federaciones. Desplazamientos quincenales de entre 100 a 300 kilómetros merman las escasas arcas de las tesorerías. Suponen dificultades a los deportistas para poder compaginar su vida laboral o estudiantil con la propia práctica de la actividad que más les gusta y mejor desarrollan. Las ligas ven reducido el número de equipos participantes por el gran desembolso que tienen que hacer en pagar a las empresas de autobuses y a los árbitros que vienen de otras provincias en concepto de dietas.

               Toda esta situación genera, como ya he comentado, una gran problemática. Siempre se cuestiona la manera de organizar la competición para que se abaraten los gastos. En fin, que muchos deportistas no van a poder realizar la modalidad que más les gusta porque no hay entidades que se vean capaces de cubrir el presupuesto debido a esta diáspora quincenal.

               Segovia, por su ubicación geográfica, siempre jugó sus ligas con equipos de la comunidad de Madrid y con las provincias limítrofes a ella. La decisión tomada por el equipo representativo del rugby segoviano se me antoja la más acertada. Dejar de competir en Castilla y León y pasarse a nuestro destino más habitual de la capital de España. Antes de 1978 esta situación era lo habitual, nos iba muy bien, aumentaba el nivel competitivo y los gastos e incomodidades se reducían considerablemente.

viernes, 12 de diciembre de 2014

La actividad física en general y el deporte en particular quizás sean las actividades que socialmente más están reclamando la atención de los ciudadanos de la ciudad. Quizás sea por atender a razones de salud, imagen corporal, relaciones sociales, bienestar mental o por el simple hecho de ocupar el tiempo de ocio. Es por ello que la población necesita que las instituciones públicas atiendan estas demandas.

               Dentro del ayuntamiento de Segovia, la concejalía de deportes es la que más directamente está encargada de tener en cuenta estas demandas. Un departamento que debe tener autonomía, sin estar adscrito a ningún otro. Que debe manejar un presupuesto acorde con las necesidades a cubrir y que conozca muy bien la realidad, por ejemplo: atender la actividad deportiva de los escolares sin excluir a nadie; facilitar que la actividad física de los menores se realice en buenas instalaciones, con patios y pabellones bien adecentado; gestionar los patios de los centros escolares para que tengan uso en horas no lectivas; promocionar los deportes minoritarios, atender a los disminuidos físicos y psíquicos; crear centros de tecnificación para dar salida a los mejores deportistas y entrenadores segovianos en cualquier disciplina; firmar convenios ecuánimes con todos los clubes y asociaciones deportivas según los objetivos a conseguir; promover actividades para la población adulta y jubilada en instalaciones bien equipadas; ayudar al deporte de élite pero sin tener que ser quien lo mantenga en exclusiva; convocar eventos, espectáculos y fases finales de campeonatos para atraer la atención del público; ayudar con becas a los deportistas más destacados del panorama segoviano; ayudar a las escuelas de entrenadores a organizar cursos y jornadas de formación; mantener las instalaciones propias y firmar convenios sensatos con empresas de gestión; fomentar el empleo o simplemente asistiendo a todos los eventos que se convoquen en materia deportiva en la ciudad.

               Por tanto, se requiere al frente de esta concejalía de deportes a un o una responsable que le guste y quiera el deporte y a los deportistas, que busque el bien de la ciudadanía y que tenga exclusividad para dedicarle todas las horas que hacen falta para su correcta gestión. Así que, por favor, Partidos políticos que se van a presentar a las elecciones municipales, pongan en sus listas a personas que conozcan y deseen trabajar en favor del deporte segoviano y denle autonomía y responsabilidades.

viernes, 5 de diciembre de 2014

 

Se nos ha ido ya la novena edición del Festival de cine Muces. Sin duda un evento que se está convirtiendo en una referencia para los cinéfilos segovianos. Entre sus secciones, este año hemos tenido la oportunidad de visionar algunas películas dedicadas al mundo del deporte y sus deportistas, gracias a la colaboración de la Asociación Segoviana de Periodistas Deportivos. Aunque todas han tenido su impacto mediático, acompañadas de coloquios muy interesantes, me quiero hacer eco de la última película que se proyectó, Olympia, de la genial, controvertida y extravagante directora Leni Riefenstahl.

               A través de sus tres horas de metraje se puede comprobar la grandeza de la puesta en escena de los Juegos Olímpicos celebrados en Berlín, en 1936, en pleno auge del Nazismo y de su líder, Hítler. Grandes recursos técnicos se pusieron a su alcance para poder captar los momentos más espectaculares que pueden deparar las diferentes modalidades atléticas. Primeros planos, dinamismo en el relato, expectación, dramatismo, alegría o propaganda son algunos de los logros de esta película, que adquiere tintes de docudrama. 35 cámaras y numerosos teleobjetivos se utilizaron para recoger escenas hasta ahora desconocidas. Más de 40.000 metros de película se fueron depurando durante casi dos años antes de ser estrenada. Por cierto, con gran éxito, puesto que llegó a conseguir el León de Oro en el Festival de Venecia de 1938.

Riefenstahl se convirtió en un icono para el nazismo, aunque ella siempre declaró que nunca estuvo afiliada. Sin embargo, su obra anterior, Triunfo de la voluntad, le valió el apoyo mayoritario del Partido al filmar con maestría el congreso en el que Hítler se confirmó como un líder carismático y ególatra entre los alemanes.

Su culto al cuerpo quedó claramente expresado en los diferentes planos conseguidos. Técnicamente, con cámaras y recursos inferiores a los actuales, recogió la grandeza del esfuerzo físico y mental. Sin embargo, su legado ha generado muchas dudas: ¿apoyó el exterminio judío?, ¿se hizo amiga de Hítler solo para conseguir patrocinio?, ¿fue solo su carácter intrépido el que le llevó a convivir con tribus del Sudán para fotografiar, en un trabajo posterior, sus cuerpos?, ¿realmente sirvió la película de referente, como así lo expresan sus dirigentes, para establecer el modelo de cultura física que desarrolló la Sección Femenina de Falange? o ¿se hubiera comprometido a filmar la “Olimpíada Popular”, convocada por los Frentes Populares internacionales, con más de 4000 inscritos, que se iba a celebrar en julio de 1936 en Barcelona y que al final no se realizó por el golpe de Estado?

Todos los artículos >>  
     Contacto   |   Aviso Legal   |   RSS RSS
 |  © El Adelantado de Segovia 2015  |  Diseño: Globales Internet |  Asesoramiento 2.0: Iberzal.com |