Publicidad

Víctor Barrio ya tiene pasodoble. Lo estrenó, la noche del pasado jueves, la Banda de Música de Sepúlveda en el teatro Bretón.

La obra contribuirá a mantener el recuerdo del torero, fallecido en la plaza de toros de Teruel en 2016, pues su compositor, el músico madrileño Javier Pérez Garrido, residente en la localidad murciana de Cartagena, augura para este pasodoble “un gran recorrido”, a tenor de sus éxitos anteriores. “Mi primer pasodoble, titulado ‘Carmencita’ en honor a una de mis abuelas, se ha llegado a interpretar en Holanda”, señalaba ayer el músico y compositor, que logró en 2008 el primer premio en el concurso Villa de Pozo Estrecho, el más importante a nivel nacional en composición de pasodobles.

“Fue Ismael Ortiz, de Sepúlveda, el que me encargó el pasodoble”, reveló ayer Pérez Garrido, a quien desde el primer momento le pareció un proyecto “bastante atractivo”, y máxime teniendo en cuenta que, de alguna forma, pretendía homenajear “a un joven con talento que sufrió una desgracia”. Desde el primer momento, Pérez Garrido quiso que su composición representara los valores del diestro nacido en Grajera. “Lo que he pretendido es que el pasodoble refleje la personalidad del torero”, agregó.

De los nueve pasodobles creados por el músico, éste de Víctor Barrio es, a su juicio, “uno de los mejores”. Enfrascado en ultimar su último trabajo, un disco con la Banda de Música de la Infantería de Marina, Pérez Garrido no pudo asistir el 4 de enero al estreno de su obra. “Me hubiese encantado ir, pero no me resultaba posible”, subrayó el músico, quien espera que surja otra ocasión para escuchar el pasadoble Víctor Barrio en la tierra del torero fallecido.

El estreno de la pieza musical en el teatro Bretón incluyó la entrega, por parte de Ortiz, de una copia de la partitura del nuevo pasodoble a la familia del torero finado, representada en el escenario por su padre.

Compartir