Oriol Junqueras está privado de libertad desde el pasado 2 de noviembre.
Oriol Junqueras está privado de libertad desde el pasado 2 de noviembre. / E. P.
Publicidad

El abogado de Oriol Junqueras, Andreu Van den Eynde, defendió ayer que su cliente puede ejercer de diputado del Parlament o eventualmente de presidente de la Generalitat aunque la Sala de Apelaciones del Tribunal Supremo decida hoy jueves no ponerlo en libertad.

Lo explicó en declaraciones a Catalunya Ràdio, al ser preguntado por la posibilidad de que Junqueras sea presidente en el caso de que Carles Puigdemont no pueda ser investido y JuntsxCat y ERC así lo pactaran.

“Y tanto. Sí, sí. Él tiene derecho a salir a defender su proyecto en la sesión de investidura y, si fuera investido, sería presidente de la Generalitat y debería volver a la cárcel”, expuso el letrado del vicepresidente cesado y líder de ERC.

Van den Eynde defenderá hoy jueves ante la Sala de Apelaciones la puesta en libertad de Junqueras, pero si no es aceptada, avanzó que pedirá el traslado del republicano a una cárcel catalana para facilitar que pueda acudir a los plenos del Parlament.

“Aunque se mantenga la cárcel provisional, tenemos que garantizar que se mantenga el ejercicio de los derechos políticos. Por lo tanto, tendremos que pedir el traslado a cárceles catalanas y la salida para asistir a los plenos”, concluyó.

Junqueras está encarcelado desde el 2 de noviembre en el centro penitenciario de Estremera, en la Comunidad de Madrid, y el primer pleno de la legislatura catalana está fijado para el miércoles 17 de enero, cuando tiene que constituirse el Parlament.

Argumentos

Van den Eynde defenderá hoy jueves ante la Sala de Apelaciones que se excarcele a Junqueras apelando a su derecho a la participación política, ya que en las elecciones catalanas fue el candidato de ERC y se ha convertido en “el representante político de miles de personas”.
Además, asegura que la última vez que pidieron la libertad de Junqueras, la justicia se la denegó por considerar que primero debía “configurarse el escenario político” en Cataluña, y el letrado recuerda que esto ya ha pasado tras las elecciones del 21-D.
También defendió que hay “miles de alternativas” a la cárcel provisional que son menos invasivas, y ha puesto como ejemplos la cárcel domiciliaria, pagar una fianza, firmar ante un juzgado, o tener una escolta permanente de la Policía Nacional.

Pronósticos

El letrado asegura que a nadie se le puede ocurrir que Junqueras pueda hacer “una cosa extraña” si se le somete a alguna de estas medidas que no sean la cárcel preventiva.
Van den Eynde no quiso hacer pronósticos sobre si su cliente será o no puesto en libertad aunque asegura que tiene “argumentos muy poderosos” para lograrlo, y recordó que la decisión no tiene que ser forzosamente este jueves, sino que podría demorarse al viernes o a principios de la semana que viene.

También explicó que la Sala de Apelaciones tomará la decisión sobre Junqueras con criterios formalmente jurídicos, pero ha añadido que los tres jueces que tomarán la decisión no dejan de ser personas “influenciadas por el contexto, la presión y las circunstancias políticas, personales y sociales”.

También es el abogado de la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, y asegura que no le ha hecho ninguna recomendación sobre si le conviene o no seguir en el cargo dado que también está sieneo investigada por el Tribunal Supremo.
Asegura que la decisión de Forcadell sobre si continuar en la Presidencia debe ser “estrictamente personal”, y expone que él desconoce cuál será.

Malos políticos

Por otro lado, el exvicepresidente de la Generalitat, Oriol Junqueras, criticó ayer miércoles que existen “los malos políticos, los que han renunciado a la política, que quieren imponer su fuerza sobre la conciencia democrática y profundísimamente humana de muchos”.

Lo dijo en una carta enviada desde la cárcel de Estremera que publica el ‘elmati.cat’, un día antes de que el líder de ERC comparezca ante el Tribunal Supremo, que revisará si le mantiene la prisión preventiva.

Junqueras explica en ella que la escuela filosófica más exitosa en la Roma imperial fue el estoicismo por “la capacidad de mantenerse firme ante el azar del destino y de la fidelidad de la propia conciencia individual ante un poder político cada vez más despótico”.

Explica que la cárceles invitan a “cultivar una actitud estoica” y cita al escrito portugués Fernando Pessoa en el que recrea como podría haber sido la educación estoica en la época imperial romana.

“Como gladiador, condenado por su destino de esclavo a ponerse en la arena, saludo, sin que recele el César que haya este circo rodeado de estrellas”, cita el político republicano.

Junqueras asegura que este texto le suscita una asociación de ideas con la actualidad y concluye con otro de sus fragmento que reza: “Me clavo en el pecho la espada, que ya no me servirá para combatir. Si el vencido es quien muere y el vencedor quien mata, con ello, confesándome vencido, me instituyo vencedor”.

FuenteEuropa Press
Compartir