Uccl pide en las Cortes un coste de producción oficial para la leche de ovino

Quiere contribuir a estabilizar el sector

La Unión de Campesinos de Castilla y León (Uccl) se ha reunido con los grupos parlamentarios a los que ha trasladado la necesidad de fijar un coste de producción oficial para estabilizar el sector de ovino de leche, que se encuentra “en un momento crítico”.

Así lo ha asegurado Uccl en un comunicado enviado a esta Redacción en el que se asegura que este sector está pasando “la mayor crisis de su historia” y si no se consigue hacer contratos con una duración mínima de dos años y con un precio que al menos cubran los costes de producción “se podrán perder más del 30 por ciento de los ganaderos.

Asimismo, la organización agraria estima que el sector de ovino de leche se encuentra en un momento crítico debido a la posición de dominio de la industria y a que el precio de la leche ha caído un 21 por ciento con respecto a lo que percibían en septiembre de 2015, “una situación que ha conllevado a la desaparición de 179 ganaderos desde septiembre de 2015”.

Por ello, Uccl ha trasladado a los grupos parlamentarios la necesidad de que al objeto de estabilizar el sector de ovino de ordeño en Castilla y León se establezca un coste de producción oficial que sea el punto de partida para las negociaciones de los contratos entre industria y productor con una duración mínima de dos años.

Uccl pide agilidad para llevar a cabo esta propuesta que ha sido acogida favorablemente por los grupos políticos, y reconoce el esfuerzo de la Consejería de Agricultura y Ganadería al crear un grupo de trabajo en el que se encuentran presentes todos los agentes de la cadena alimentaria con la presencia de la Administración como “árbitro” que permita la negociación y la formalización de contratos.

Asimismo, se ha trasladado a los grupos parlamentarios durante las reuniones mantenidas la necesidad de que la Administración Regional retome las medidas para fomentar las Agrupación de Defensa Sanitaria (ADS) que permita elevar del nivel sanitario-zootécnico de las explotaciones ganaderas. Según indican, este tipo de ayuda sigue vigente en otras comunidades.