Los alumnos del CEIP Agapito Marazuela colaboran con la Fundación Aladina

Los alumnos del CEIP Agapito Marazuela van a colaborar a lo largo del año con varias fundaciones y asociaciones que ayudan altruistamente a los demás, como es el caso de Cáritas o de la fundación Aladina, una entidad española que tiene como objetivo ayudar a niños y adolescentes enfermos de cáncer y a sus familias.

“No es que queramos aportar nada a estos niños. Les podemos aportar un dibujo, un apoyo incondicional y pequeñas palabras…”, reconoce el director del centro educativo de La Granja, Raúl Vela, que explica que “lo que realmente pretendemos es que la comunidad educativa se conciencie con este tema. Son niños que lo están pasando mal y hay que hacer todo lo que se pueda porque nunca pierdan la sonrisa”.
“Sobretodo, lo que pretendemos, es educar en valores”, asegura el director.

Y sabe de lo que habla. Vela es director del colegio Agapito Marazuela desde el mes de septiembre, pero antes ocupó el mismo puesto de otros centros educativos, y, en uno de ellos, contaba con un alumno con leucemia infantil. El menor solía estar en el hospital pero “cuando buenamente podía se acercaba al colegio”, relata Vela, que narra que lo hacía “buscando lo social, y que el niño no pensara todo el día en la enfermedad”. “Esos alumnos lo llevaban bien porque lo tenían presente”, explica el director, que añade que “eso es lo que hay que hacer, concienciar desde muy pequeños para que vean que es algo que no es normal pero que es una enfermedad que, por desgracia, está conviviendo con nosotros”.

En la práctica, la colaboración entre el CEIP granjeño y la Fundación Aladina se traduce en colaborar con las campañas que lancen desde la Fundación.

“Dibujaremos sonrisas, haremos juegos… Participaremos en las diferentes campañas que lance”, asegura Vela que adelanta que han empezado “haciendo dibujos para mandar a los niños enfermos”. “Si tenemos que lanzar un mensaje a través de un videoclip, lo haremos”, continúa explicando, “a lo mejor para ellos ni tiene mucho sentido, pero sí para esta comunidad, para concienciar y que sepan que tienen mucha suerte y que, por desgracia, hay otros muchos niños que no la tienen”, zanja el director del centro educativo.

Compartir