Publicidad

El ex asesor de Seguridad Nacional de la Casa Blanca Michael Flynn ha confirmado de viva voz que un “alto miembro de la campaña electoral” del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, le pidió que contactara con oficiales rusos en diciembre de 2016, según ha hecho saber este viernes tras comunicar su declaración de culpabilidad por mentir al FBI en el marco de la investigación especial sobre la posible injerencia rusa en los comicios.

En un comunicado emitido tras su comparecencia ante un tribunal de Washington D.C., Flynn ha ofrecido su total cooperación a las autoridades para evitar en la medida de lo posible las consecuencias de un delito que podría acarrearle hasta cinco años de prisión.

“Después de 33 años de servicio a mi país”, ha declarado el general retirado de 58 años, “se me ha hecho muy difícil soportar tantos meses de falsas acusaciones de ‘traición’, así como otros de actos infames. Tales falsedades son contrarias a todo lo que he hecho y a todo por lo que he luchado”.

“Reconozco, no obstante, que las acciones que he aceptado hoy ante un tribunal estaban equivocadas y que, a través de mi fe en Dios, estoy trabajando para arreglarlo”, ha aseverado.

“Mi declaración de culpabilidad y el acuerdo alcanzado para cooperar con la investigación especial reflejan una decisión que he tomado en el mejor interés de mi familia y de mi país. Acepto la total responsabilidad por mis actos”, concluye la nota recogida por los medios estadounidenses.

ABC señala a Trump

Según fuentes de ABC News, fue el entonces candidato Donald Trump quien dio a Flynn la “orden directa de entablar contacto” con Rusia. “Flynn ha ofrecido su completa cooperación con el equipo” que lidera Robert Mueller “y está preparado para testificar que, mientras era candidato, Donald Trump le ordenó entablar contacto con los rusos”.

Además, de nuevo según fuentes de la cadena, Flynn “está preparado para testificar contra el presidente Trump, contra miembros de la familia Trump y contra otros integrantes de la Casa Blanca”.

La Casa Blanca lo niega todo

Por su parte, el abogado de la Casa Blanca, Ty Cobb, ha reiterado este viernes que ningún empleado de la administración Trump, comenzando por el presidente de Estados Unidos, tiene nada que temer sobre cualquier confesión que el ex asesor de Seguridad Nacional pueda hacer sobre supuestos contactos entre el magnate o sus subordinados con Rusia para decantar a su favor las elecciones.

Flynn dimitió el pasado mes de febrero tras ocultar al vicepresidente, Mike Pence, la naturaleza de sus contactos con Rusia, concretamente sobre sus reuniones con el entonces embajador de Rusia en Washington, Sergei Kisliak -que incluyen además una petición para dilatar un voto del Consejo de Seguridad de la ONU sobre asentamientos israelíes-.

Ello ha dado pie al abogado de la Casa Blanca a asegurar que “no hay nada en esta declaración de culpabilidad que implique a cualquier otra persona que no sea el señor Flynn”.

“Su declaración abre el camino a una conclusión rápida y razonable de la investigación que lidera el señor Mueller”, según la declaración de Cobb, quien ha acusado a Flynn de “repetir ante el FBI las mismas falsedades” que relató al vicepresidente Pence.

FuenteEUROPA PRESS
Compartir