Ayuntamiento Taller de Consumo
El concejal Andrés Torquemada asistió a un taller en el Centro de Educación Especial Nuestra Señora de la Esperanza. / E. A.
Publicidad

La Concejalía de Servicios Sociales, Igualdad, Sanidad y Consumo, a través de la Oficina municipal de Información al Consumidor (OMIC), desarrolla nuevamente este curso un taller de Consumo responsable, comercio justo y desarrollo sostenible en once centros de enseñanza de la capital dirigidos a cerca de un millar de alumnos a través de 40 acciones formativas.

Con esta iniciativa se pretende dotar a los menores de las capacidades y elementos informativos para realizar análisis comparativos sobre productos cercanos y despertar en los alumnos el interés por los problemas ambientales que provoca el consumo.

En este taller los estudiantes de Primaria se familiarizan con temas relacionados con el consumo, cuestiones que les afectan en su vida diaria, con el fin de que desde edades tempranas se formen en un consumo responsable.

El concejal de Servicios Sociales, Igualdad, Sanidad y Consumo, Andrés Torquemada, ha participado en uno de estos talleres que se impartió en el Centro de Educación Especial Nuestra Señora de la Esperanza, en el barrio de San Lorenzo, junto a la carretera de Soria.

Estos talleres constituyen una herramienta al servicio de los centros docentes para introducir en el aula la educación al consumidor, con el fin de contribuir con un sentido práctico y real a las grandes áreas de conocimiento que se trabajan y que, en ocasiones, quedan algo alejadas de la experiencia del alumno.
Se trata de que descubran los mecanismos que influyen en la sociedad de consumo, para consumir de una manera más justa, más responsable y equilibrada y aplicar una actitud a la vida cotidiana.

La educación al consumidor, desde las edades más tempranas, es una herramienta para formar buenos consumidores, capaces de identificar símbolos, descodificarlos, interpretarlos y utilizarlos en la vida diaria de forma consciente, crítica y solidaria. Un aprendizaje adaptado a las edades y posibilidades de los destinatarios.

El taller que imparten educadores expertos en temas de consumo, tiene una duración de 60 minutos y se divide en dos partes. En la primera se aborda de forma teórica, o con la proyección de un vídeo, cómo ser un consumidor responsable y qué es el comercio justo. En la segunda, a través del juego de las gotas, los niños identifican las fuentes de los distintos suministros y los posibles problemas ambientales y sociales derivados de su explotación. En definitiva, una manera educativa y entretenida de aprender a ser un buen consumidor.

Compartir