Los títeres llegan también a los centros asistenciales de la Diputación

Los niños del centro Juan Pablo II han acudido a varios espectáculos fuera del mismo y los residentes de La Alameda, La Fuencisla y El Sotillo han sido visitados por las marionetas

Los residentes de los centros asistenciales de la Diputación de Segovia también han disfrutado durante estos días de las actuaciones de Titirimundi. Mientras que los niños de la residencia juvenil Juan Pablo II han acudido a varios espectáculos por las calles de Segovia y en diferentes espacios escénicos, dependiendo de sus edades; los residentes del resto de centros han recibido la visita de la compañía Alex Marionettes y su obra ‘Mr. Barti’.

El joven creador danés Alex Jorgensen ha llevado a los centros una propuesta asombrosa, divertida y enternecedora, ofreciendo los desconcertantes y fascinantes números de ‘Alex & Barti’, un trabajo de treinta minutos sin palabras en el que la marioneta Barti se prepara para dar un concierto mientras su ayudante le perturba. Claro que, sin la complicidad de Alex, Barti no se tomaría la molestia de salir del piano, donde duerme, y Alex necesita de la soltura desenfadada de Barti para dar rienda suelta a sus delirios creativos.

Los residentes del centro de servicios sociales La Fuencisla disfrutaron de la actuación acompañados, un año más, por los alumnos del colegio La Atalaya, de Palazuelos, que fueron los invitados de excepción dentro del programa anual intergeneracional en el que se desarrollan muchas actividades a lo largo del curso académico entre niños y mayores.

Por su parte, en el CAMP El Sotillo dieron la bienvenida, con esta actuación de Titirimundi, a los pequeños de la escuela infantil Pasitos y los estudiantes del centro de enseñanza público CRA Los Almendros —que aúna a Bernuy de Porreros, La Lastrilla y Zamarramala—, y como otros años a las personas mayores que viven en Cáritas y a los vecinos y colegas de Apadefim.

Los residentes de La Alameda, en Nava de la Asunción, disfrutaron como niños de la actuación e interactuaron mucho con la marioneta, mostrando al final su satisfacción con la actividad y el deseo de que ‘Mr. Barti’ volviera pronto a visitarles.

Desde la Diputación Provincial de Segovia y los equipos directivos de todos los centros se mostraron ayer muy agradecidos con la organización del Festival Internacional de Títeres de Segovia “por el esfuerzo que realizan para adaptarse a las particulares circunstancias de los residentes”, según explicaron en un comunicado de prensa.

Estas actuaciones llegan a los centros gracias al convenio de colaboración que mantiene el Área de Cultural con la organización de Titirimundi.

FuenteEl Adelantado  SEGOVIA
Compartir