Santa María La Real de Nieva arte en el monasterio y tradición en los cirios

Cuando hablamos de Santa María la Real de Nieva nos referimos no solo a esta villa, sino también, a los trece núcleos urbanos que forman parte del municipio. Aragoneses (pedanía), Balisa (pedanía), Hoyuelos (pedanía), Jemenuño (entidad local menor), Laguna Rodrigo (pedanía), Miguel Ibañez (pedanía), Ochando (pedanía), Paradinas (entidad local menor), Pascuales (pedanía), Pinilla-Ambroz (pedanía), Santovenia (pedanía), Tabladillo (entidad local menor) y Villoslada (entidad local menor), fueron repoblados durante el siglo XI, la villa de Santa María la Real de Nieva, en cambio, se fundó en el siglo XIV (1395), por el rey Enrique III, con intercesión de su esposa Catalina de Lancáster porque, unos años antes, se encontró una talla de la Virgen enterrada en la colina donde hoy se ubica el pueblo, seguramente escondida durante la invasión musulmana. Este “milagro” hizo que se construyera un santuario y un pueblo alrededor.

Para repoblar la villa con más rapidez y facilidad se declaró “exenta”, por lo cual sus habitantes no tendrían que pagar impuestos ni ser reclutados en los ejércitos. Los privilegios se ampliaron posteriormente (1407) y, estas exenciones fiscales sirvieron para que se establecieran en Santa María fábricas de paños, cerámica y trillos…

FuentePilar de Miguel 
Compartir