Roberto Jiménez y Susana Vicente inauguran el circuito pedestre con triunfo

Cantimpalos acoge la primera prueba con alrededor de 150 corredores de diferentes categorías El atleta local Fernando Matarranz se impone en la carrera de los 5 kilómetros

La localidad de Cantimpalos abrió la XIII edición del circuito de carreras pedestres con alrededor de 150 corredores entre las diferentes categorías, procedentes de numerosos municipios de la provincia, Madrid y Ávila. La carrera computable recorrió un total de 10 kilómetros a través de la vega del municipio y paralelamente se celebró una prueba de 5, una marcha de andariegos y un trayecto adaptado para las categorías inferiores en la que la nota tierna llegó de la mano de los más pequeños, los chupetines.

El entramado dispuesto, caracterizado por su llanura, y la climatología favoreció el transcurso del acontecimiento y los participantes aprovecharon la ocasión para firmar buenas actuaciones. Con la ausencia destacada de última hora de uno de los fijos y favoritos, Pedro Luis Gómez, la salida tomó parte con un primer grupo compuesto por David López Castán, Abraham Tapias, Alfredo Yusta, Santi Cano o el abulense Roberto Jiménez, entre otros. La primera vuelta poco a poco fue abriendo brecha entre unos atletas y otros y fue en el tramo final de la segunda cuando Jiménez terminó por imprimir su fondo físico y entró en meta en primera posición, parando el crono en 36.18 para inaugurar el casillero del circuito. Tras el deportista del club La Blanca de Vitoria, pasaron López Castán, a 31 segundos, y Tapias, a 50.

En féminas, se impuso Susana Vicente, del Atletismo Cuéllar, con un tiempo de 47.24. A su estela cruzaron la local Gema Pinela, a 15 segundos, y Milagros Fernández, a 39. En el lienzo de los 5 kilómetros fue otro vecino de Cantimpalos, Fernando Matarranz del club Joaquín Blume, el que marcó el ritmo de competición y se llevó la victoria.

Categorías inferiores Los pequeños también fueron protagonistas en dos carreras, una con los chupetines y otra con el resto de disciplinas. Finalizado el trayecto todos los escolares recibieron una medalla conmemorativa. Además, la organización ofreció un almuerzo de chorizo al vino y se procedió a la entrega de premios para poner el broche a la jornada.

FuenteAlejandro Martín 
Compartir