Sacyl asegura que las urgencias graves se resuelven en tres horas en el Hospital General

La Gerencia de Atención Especializada asegura que la calidad del Servicio de Urgencias es adecuada, su dotación razonable y la actividad similar a otros veranos si bien reconoce ‘picos’ de sobredemanda

Los pacientes que llegan en estado muy grave al Hospital General reciben una atención inmediata y los que entran en estado grave (segundo nivel de clasificación) son evaluados en el Servicio de Urgencias en menos de ocho minutos y en un promedio de tres horas los profesionales sanitarios han dado una solución a su situación, bien porque estén entrando a quirófano para ser operados, ingresen en planta o hayan recibido toda la asistencia que requerían. La demora se puede alargar a cuatro o cinco horas con los pacientes leves. Los datos fueron expuestos ayer por el gerente del Área Integrada de Primaria y Especializada, José Manuel Vicente Lozano, quien aseguró que en Urgencias del Hospital General “solo esperan los pacientes que pueden esperar”. Por otra parte, los especialistas de Radiodiagnóstico del Hospital General suspenderán de forma temporal la emisión de informes de ayuda al diagnóstico a sus compañeros de Atención Primaria cuando se trate de “pruebas simples”, como medida de ajuste ante las dificultades de contratación de interinos que encuentra la Gerencia sanitaria para cubrir las bajas existentes en el servicio.

José Manuel Vicente, indicó que esta situación “preocupa al hospital” y explicó que el servicio de Radiodiagnóstico debería contar con 15 profesionales si bien circunstancialmente tiene 11. El problema, según su argumentación, radica en que “no hay radiólogos que quieran un contrato de interinidad” para cubrir bajas ya que están pendientes de las próximas ofertas de empleo público.

FuenteP. B. 
Compartir