Clemente condiciona la viabilidad del vacuno del cebo a la nueva PAC

La consejera asegura que será necesaria “una muy buena negociación” y “un trabajo técnico muy fino” para garantizar a los ganaderos el volumen actual de pagos

La consejera de Agricultura y Ganadería, Silvia Clemente, recordó ayer que la vialidad del vacuno de cebo está condicionada a la distribución de las ayudas de la Política Agraria Comunitaria (PAC) , por lo que dijo que será necesaria “una muy buena negociación” para garantizar a partir de 2015 el volumen de ayudas que había hasta ahora.

Este sector, con un gran peso en la economía segoviana, se enfrenta así a una seria incertidumbre, según apostilló también Ildefonso Vela, presidente de Asoprovac (Asociación de Productores de Vacuno de Carne).

En palabras de Clemente, la futura distribución de las ayudas podría poner “en peligro la existencia de las explotaciones y la continuidad de este sector en Castilla y León”.

Según explicó, “habrá que estar muy pendiente” de cómo se lleva a cabo la aplicación de la reforma para este sector y “hacer un trabajo muy fino desde el punto de vista técnico” para conseguir tal objetivo, ya que buena parte de estas ayudas están basadas en “derechos históricos y derechos especiales que se habían ido acuñando en las diferentes reformas de la PAC y que ahora desaparecen”.

La próxima modificación de la PAC, que en líneas generales ya está prácticamente cerrada, no entrará en vigor hasta 2015, aunque está previsto que antes de 2014, “un año de transición”, se den a conocer ya los textos definitivos. “Hemos estado muy preocupados durante toda la tramitación de la reforma porque este es un asunto olvidado en los textos, y desde el primer momento hemos intentado que se tuvieran en cuenta los derechos de los ganaderos y que hubiera una fórmula que nos permitiera contemplar la percepción de ayudas y mantener los niveles que hasta ahora ha tenido este sector”, subrayó Clemente.

Entretanto, la consejera recordó que a nivel nacional se trabaja en “la aplicación de la comarcalización agraria”, tal y como demanda la Junta de Castilla y León, “la regionalización de los pagos, para establecer niveles de ayuda acordes a los que tiene actualmente el sector”. Un asunto que ya se abordó el pasado mes de julio en la conferencia sectorial que acogió el Ministerio, donde en principio se cerró un acuerdo para establecer que no se produzcan trasvases de fondos entre comunidades autónomas ni entre sectores.

Para tal negociación “hay un grupo de alto nivel, del que forma parte el director general de Política Agraria Comunitaria de Castilla y León, y en este grupo es necesario establecer estas comarcas agrarias e ir analizando los derechos que tienen en este momento los agricultores y ganaderos”, explicó Clemente.

La consejera apuntó que será importante tener en cuenta estos derechos de pago, que la vaca nodriza se pudiera incorporar dentro de lo que tenemos que definir ahora mismo como el derecho a percibir. “En la negociación final de los reglamentos tuvimos la oportunidad de hacer valer nuestro interés sobre este asunto, porque en definitiva lo que va a permitir es que los derechos que tienen los ganaderos se puedan preservar, lo que de otra manera no sería posible. Y en la última modificación que se hizo del reglamento se incluyó nuestra propuesta” tras trasladársela a Luis Capoulas, ponente del reglamento de pagos directos, “que estuvo además de la mano de Asoprovac en 2012 en Segovia, recordó Silvia Clemente.

FuenteF. Descalzo 
Compartir