Castilla y León cierra 2008 con un endeudamiento de 2.459 millones

La cifra supone el 4,2 por ciento del PIB regional y sitúa a la Comunidad como la quinta de España con menos deuda

Castilla y León ha cerrado el año 2008 con un endeudamiento de 2.459 millones, el 4,2 por ciento del Producto Interior Bruto regional, que la sitúa como la quinta Comunidad con menor endeudamiento de España, lo que la ha permitido formalizar en una semana 200 millones de deuda pública para financiar inversiones.

Así lo explicó ayer la consejera de Hacienda, Pilar del Olmo, durante una rueda de prensa en la que informó de la recaudación de tributos el año pasado, inferior en un 25,73 por ciento a la de 2007 debido a la caída de los impuestos ligados al sector de la construcción, como los tributos de transmisiones y actos jurídicos documentados.

La recaudación en 2008 –la liquidación oficial se cierra el 30 de abril- ha ascendido a 778 millones frente a los 1.047 de 2007, lo que representa un descenso del 25,73 por ciento. De esta caída, el 35,57 corresponde al Impuesto de Transmisiones y Actos Jurídicos Documentados, que han cerrado con una bolsa de 434 millones frente a los 673 del ejercicio anterior.

Por otro lado, el Impuesto de Sucesiones ha cerrado con 124 millones frente a 162, el 23,16 por ciento menos y la tasa de juego con 96,6 frente a 98,5, el 1,94 por ciento menos, mientras que el Impuesto sobre el Patrimonio creció el 14,13 por ciento al pasar de 73,2 a 83,6 millones en 2008.

Con esta menor recaudación y la llegada de menores ingresos estatales –los 251 millones del anticipo sanitario, recurridos por la Junta ante la Audiencia Nacional-, la estimación de la Consejería de Hacienda es la pérdida de 520 millones en 2008, justo en un momento de crisis y cuando ha habido que adoptar medidas de impulso económico y de ayuda a sectores en crisis y desempleados.

Del Olmo aseguró que la política prudente de endeudamiento realizada por la Junta permite que la agencia internacional de calificación Moody’s haya otorgado a la Comunidad la segunda mejor valoración posible y, además, en una semana haya podido contratar 200 millones de deuda en mercados europeos, en su mayoría inversores alemanes, que podrá destinar a inversiones. Junto a la deuda pública, Hacienda baraja otras fórmulas, entre ellas las emisiones de bonos en Europa y Estados Unidos.

La consejera manifestó que el déficit del ejercicio de 2008, cuando se ha notado la crisis con un crecimiento del 1,1 -2,6 puntos menos que en 2007-, se mantiene en el límite permitido por la Ley de Estabilidad del 1 por ciento del PIB, lo que en ese ejercicio supone unos 600 millones . Sin embargo, Castilla y León tiene una deuda inferior en 2 puntos a la media del 6,2 por ciento nacional y sólo por detrás de País Vasco, Murcia, Asturias y Cantabria.

No obstante, señaló que el descenso de los tributos es ligeramente inferior a la media nacional y se refirió a la caída del impuesto de Actos Jurídicos Documentados porque representa el 59 por ciento de la recaudación que efectúa la Junta, aunque resaltó que el 94 por ciento de los expedientes favorables a beneficio fiscal correspondió a la compra de vivienda por parte de menores de 36 años.

La consejera avanzó también datos de la liquidación del presupuesto de 2008 y destacó que la ejecución de los gastos asciende al 97,2 por ciento, cifra similar a la de 2007, «que consolida a Castilla y León como una de las regiones que mejor gestionan sus cuentas». Según datos de la Consejería de Hacienda, en los últimos trece años la ejecución presupuestaria se ha incrementado en diez puntos al pasar del 87,2 de 1995 hasta el 97,2 por ciento del año pasado.

Según informó la consejera, durante el pasado ejercicio se han invertido 917 millones de euros de los 4.000 comprometidos en obra pública hasta el año 2011, que es una de las 27 medidas aprobadas por la Junta en mayo de 2008.

FuenteICAL 
Compartir